viernes 29.05.2020
COVID-19

El mayor número de test multiplica los nuevos positivos, con 846 casos en veinticuatro horas

  • Castilla-La Mancha roza los 16.000 contagios y acumula 1.852 fallecimientos por coronavirus desde el inicio de la pandemia.
  • Desde el 1 de abril las curaciones se han multiplicado por diez, habiendo alcanzado las 3.600 altas epidemiológicas.
Los test rápidos han permitido ampliar la capacidad diagnóstica.
Los test rápidos han permitido ampliar la capacidad diagnóstica.

TOLEDO.- El mayor número de pruebas diagnósticas realizadas en los últimos días está haciendo que se multipliquen los nuevos casos confirmados de infección por coronavirus, de modo que este viernes son 846 positivos más los registrados, frente a los 471 confirmados el jueves.

Son así ya 15.997 los contagios por COVID-19 que se han diagnosticado en la región desde el inicio de la crisis, de los cuales más del 38 por ciento se concentran en la provincia de Ciudad Real, que registra 6.116 casos.

Por su parte en Toledo suman ya 3.751 los positivos, mientras que en Albacete se han confirmado 3.673 casos, en Guadalajara 1.312 y en la provincia de Cuenca 1.145.

A pesar del aumento de casos confirmados, el número de hospitalizados continúa descendiendo, con 163 personas menos ingresadas en las últimas veinticuatro horas, para un total de 1.636 pacientes.

También desciende el número de pacientes que necesitan un respirador, 10 menos respecto al anterior recuento, hasta un total de 271.

Según los datos ofrecidos por el Ministerio de Sanidad, desde el inicio de la crisis sanitaria 8.018 personas con coronavirus han precisado hospitalización y 511 han pasado por las unidades de críticos de los centros de la región.

En estos momentos el mayor número de hospitalizados se concentra en la provincia de Ciudad Real, con 549 pacientes. De ellos 200 se encuentran en el Hospital de Ciudad Real, 181 permanecen en el Mancha Centro de Alcázar de San Juan, 61 están en el hospital de Tomelloso, 22 en Manzanares, 37 en Puertollano y 48 en Valdepeñas.

Por su parte son 466 los hospitalizados en Toledo, de ellos 373 en el Complejo Hospitalario de la capital, 1 en el Hospital Nacional de Parapléjicos y 92 en Talavera de la Reina.

En Albacete 288 pacientes se encuentran en el Complejo Hospitalario, 17 permanecen en el hospital de Almansa, 56 en Villarobledo y 36 en Hellín.

En el hospital de Cuenca hay 82 pacientes con COVID-19 ingresados, mientras que en el Hospital Universitario de Guadalajara son 142 los casos.

Por su parte el número de altas epidemiológicas sigue en aumento y se han contabilizado 222 más en las últimas horas, para un total de 3.600.

Curaciones que "se han multiplicado por diez" desde el pasado 1 de abril, puesto que hasta entonces solo se había podido dar el alta a 393 personas, y desde entonces hasta hoy se ha considerado curadas a más de 3.200.

Así lo ha señalado la consejera de Igualdad y portavoz del Gobierno regional, Blanca Fernández, quien ha destacado la evolución positiva de la pandemia en Castilla-La Mancha, tal y como indican los últimos datos.

En este sentido, Fernández ha subrayado que, en términos generales, estos datos hablan de una reducción del promedio de casos secundarios de la enfermedad causado por un caso primario, de una reducción del índice de crecimiento de la pandemia y de un incremento de las personas curadas.

Y es que según el Instituto de Salud Carlos III, Castilla-La Mancha es una de las tres regiones que está consiguiendo una mejor evolución en esta última semana en cuanto al número básico reproductivo RO, es decir, el promedio de casos secundarios de la enfermedad causadas por un caso primario.

Según los datos de este centro, el RO en la región se sitúa en este momento en el 0,71 por ciento, solo por detrás de Canarias y Melilla, mientras que la media de España es del 0,85 por ciento, si bien, en términos generales, este índice está evolucionando positivamente en todas las comunidades autónomas.

Este descenso, ha explicado la consejera, es fruto de las medidas de confinamiento para reducir la capacidad de contagio. "De eso se trataba, y de eso se trata, ya que en la última semana hemos reducido bastante este índice y queremos que así siga siendo. Queremos poner énfasis en que son esas medidas de contención y de prudencia las que han producido estos datos".

En cuanto al índice de crecimiento de la pandemia, Blanca Fernández ha explicado que en Castilla-La Mancha se ha reducido en la última semana un 7 por ciento, mientras que la reducción de media en España es del 5,4 por ciento.

No obstante, las defunciones por coronavirus se siguen produciendo en todo el país. En Castilla-La Mancha este viernes se conocían 56 fallecimientos más, de modo que ya son oficialmente 1.852 personas las que han muerto por COVID-19 desde el inicio de la crisis.

La provincia de Ciudad Real acumula 708 fallecimientos, Toledo 472, Albacete 347, Guadalajara 176 y Cuenca 149.

De estos fallecimientos 662 corresponden a residentes de centros sociosanitarios de la región, en los que ya se han detectado 3.228 positivos por infección de COVID-19.

Casos que se han confirmado en 216 centros, de los más de 400 existentes en Castilla-La Mancha. De ellos 62 se encuentran localizados en la provincia de Toledo, 55 en Ciudad Real, 35 en Cuenca, otros 35 en Guadalajara y 29 en la provincia de Albacete.

Comentarios
x