sábado 5/12/20
Advertisement
EDUCACIÓN

El Gobierno regional decide este viernes si los alumnos vuelven a clase o no

  • Tras la reunión de la Sectorial en la que la ministra de Educación ha dado flexibilidad a las comunidades autónomas para decidir sobre la reapertura de los centros, se analizarán los criterios de las autoridades sanitaras para decantarse por una decisión u otra.
  • García-Page se reúne a primera hora con Rodríguez y Fernández Sanz para abordar las medidas a tomar en Castilla-La Mancha.
Rodríguez y Pastor en participado en la Sectorial de Educación por videoconferencia.
Rodríguez y Pastor en participado en la Sectorial de Educación por videoconferencia.
Advertisement

TOLEDO.- El Ejecutivo castellanomanchego decide este viernes si los alumnos tendrán que volver a las aulas este curso o no. 

A primera hora de la mañana está previsto que se reúna el presidente del Gobierno regional, Emiliano García-Page, con la consejera de Educación, Cultura y Deportes, Rosa Ana Rodríguez, y el consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, para abordar las medidas a adoptar en el ámbito educativo.

Así lo ha anunciado la consejera tras participar en la Conferencia Sectorial en la que la ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá, en la que ha dado flexibilidad a cada una de las comunidades autónomas para decidir sobre la reapertura o no de los centros, tanto de aquellos de 0 a 6 años, como los centros de Educación Especial, así como los de otras etapas educativas, como Secundaria, Bachillerato o Formación Profesional.

Durante esta reunión, en la que también participaba el viceconsejero de Educación, Amador Pastor, junto al resto de los responsables educativos de las distintas comunidades autónomas, se ha dejado en manos de cada Gobierno regional la decisión.

Para Rodríguez se trata de una decisión "muy importante" y por ello, como se hizo cuando se decidió por parte del Gobierno el cierre de los centros educativos, "queremos escuchar los criterios que nos planteen las autoridades sanitarias para adoptar las medidas a llevar a cabo".

Al margen de esto, la consejera ha querido destacar también la utilidad de la Sectorial a la hora de intercambiar opiniones de cara a cómo afrontar el futuro de la Educación en España tras la crisis provocada por la COVID-19.

En este sentido Rodríguez ha aplaudido la intención del Ministerio de crear un grupo de trabajo para empezar a elaborar un plan en el que se planteen distintas propuestas para abordar el próximo curso escolar.

Se trata, tal y como han informado del Ministerio, de elaborar orientaciones que ayuden a las comunidades autónomas y a los centros educativos a diseñar sus propios planes de contingencia que permitan garantizar el desarrollo de la actividad educativa, respetando tanto las competencias de cada una de las comunidades autónomas como la autonomía docente de los centros educativos.

Así, este grupo de trabajo abordará diversos aspectos como la organización escolar adaptada a la pandemia, la programación didáctica de cursos y áreas, la dotación tecnológica y el refuerzo de la competencia digital, así como el seguimiento y apoyo de la actividad lectiva a distancia.

Este documento de orientaciones deberá estar listo antes del verano, y en él se trabajará sobre tres posibles escenarios de evolución de la pandemia.

Uno de los escenarios será aquel en el que la evolución de la pandemia permita que la actividad educativa se lleve a cabo de manera presencial en los centros, sin la obligación de mantener la distancia interpersonal.

Un segundo escenario tendrá como base que siga siendo obligatorio mantener la distancia en todos los centros educativos como medida de prevención para evitar contagios, y un tercer escenario sería que la evolución de la pandemia impida el desarrollo de la actividad presencial en algún momento del curso 2020-2021 debido a algún rebrote de la enfermedad que obligue de nuevo al confinamiento.

Para los tres supuestos será necesario adaptar los currículos y las programaciones de los cursos, áreas y materias, para prestar especial atención a las competencias fundamentales y para recuperar los déficits ocasionados por la "brusca" suspensión de la actividad educativa presencial en el mes de marzo.

Por otra parte, durante la Conferencia Sectorial también se ha analizado la autorización parcial de la actividad educativa presencial en la fase 2, en la que se podría dar prioridad a los alumnos de finales de etapa (4º de ESO, 2ª de Bachillerato, 2ª de Formación Profesional media y superior y último curso de enseñanzas de régimen especial) por la importancia académica de estos cursos que suponen titulación y cambio de ciclo.

No obstante, se ha subrayado, que esta vuelta se haría respetando las normas de seguridad dictadas por el Ministerio de Sanidad y que la presencia del alumnado sería voluntaria.

Una fase 2 a la que podrían pasar, cabe recordar, las provincias de Cuenca y Guadalajara a partir del próximo 25 de mayo si así lo considera el Ministerio, al haber transcurrido entonces dos semanas desde el paso a la fase 1.

Advertisement
Comentarios