domingo 15.12.2019
RECHAZADAS TODAS LAS ALEGACIONES

El Supremo confirma la multa de 155.000 euros a Moltó por falsear las cuentas de Caja Castilla‑La Mancha

La sentencia también ratifica los cinco años de inhabilitación que el Ministerio de Economía y Hacienda impuso al expresidente de la entidad financiera por encubrir pérdidas millonarias.

Juan Pedro Hernández Moltó, expresidente de Caja Castilla-La Mancha | EFE
Juan Pedro Hernández Moltó, expresidente de Caja Castilla-La Mancha | EFE

TOLEDO.- El Tribunal Supremo ha confirmado la multa de 155.000 euros y cinco años de inhabilitación que el Ministerio de Economía y Hacienda impuso al socialista Juan Pedro Hernández Moltó por las irregularidades cometidas en Caja Castilla-La Mancha (CCM) durante su gestión como presidente, desde 1999 hasta 2009.

La Sala de lo Contencioso-Administrativo del Supremo confirma así la sentencia de la Audiencia Nacional de noviembre de 2013, que condenó a Moltó por falsear las cuentas de la entidad para encubrir pérdidas millonarias.

Concretamente, el Supremo rechaza los diez motivos alegados por Hernández Moltó en el recurso de casación interpuesto contra el citado fallo, que confirmó, a su vez, las sanciones fijadas por el Ministerio de Economía en julio de 2010.

A propuesta del Banco de España, el Ministerio sancionó al exdirectivo de CCM por tres infracciones, una muy grave y dos graves. Las irregularidades consistían en que los recursos propios mínimos de CCM estuvieron por debajo del 80% durante, al menos, seis meses y en deficiencias en la estructura organizativa, en sus mecanismos de control interno o en sus procedimientos administrativos y contables.

También, por deficiencias en materia de control interno de la inversión crediticia durante el tiempo que ejerció la presidencia, desde octubre de 1999 a marzo de 2009.

Para el Tribunal Supremo, los argumentos de la sentencia recurrida no resultan desvirtuados por las afirmaciones recogidas en el recurso que "se limitan a rechazar apodícticamente la responsabilidad del presidente de la entidad para descargarla sobre los restantes directivos y sobre el propio Banco de España".

Todo lo relativo a la función desempeñada por el director de la caja es suficiente fundamento del papel desarrollado por el mismo en el funcionamiento y decisiones de la entidad y "acredita sobradamente la responsabilidad personal del mismo en las deficiencias detectadas por el regulador", subraya la sentencia.

El juicio por el saqueo de CCM despertó un enorme interés desde el primer momento porque Hernández Moltó, a la sazón portavoz socialista en la Comisión de Economía del Congreso, fue en 1994 extremadamente duro con el exgobernador del Banco de España, Mariano Rubio, investigado por presuntas irregularidades en su gestión.

Hernández Moltó pidió entonces a Rubio que aprovechara la oportunidad "para salvar la poca honestidad que le queda", y tras pedirle que le mirara a los ojos, lo acusó de "egoísmo y cobardía" en su actuación.

Comentarios
x