jueves 26/11/20
Advertisement
PROVINCIA DE CIUDAD REAL

Reconoce que apuñaló a su pareja en Bolaños y pacta 5 años de cárcel

Ella llevaba localizador y se salvó. Después de la cárcel cumplirá una orden de alejamiento de diez años. El día que la atacó incumplió otra orden de alejamiento que tenía respecto a ella por amenazarla quince días antes.

Antonio S.R., el vecino de Bolaños que el 3 de septiembre de 2013 acechó a su excompañera sentimental J.S.S., respecto de la que tenía una orden de alejamiento por amenazas, y la apuñaló en un costado en la calle Cruz cuando ella iba a su trabajo, reconoció este martes su culpa ante la Audiencia Provincial, y aceptó una sentencia de conformidad de 5 años de prisión como autor de un delito de intento de homicidio, cinco menos de lo que pedían la fiscalía y la acusación particular en un principio.

En la cárcel desde el 4 de septiembre de aquel año, el acuerdo que evitó el juicio fue posible porque la víctima, que se salvó porque llevaba un localizador GPS y enseguida recibió ayuda, se ha mostrado dispuesta a ceder en cuanto a la pena de prisión, si bien a través de su abogado, Luis Fernando León, se ha asegurado de que su expareja, de 46 años en la actualidad, no pueda acercarse a ella a menos de 500 metros por espacio de diez años una vez que salga de prisión.

Además el acusado lo admitió todo, por lo que la fiscalía ha tenido en cuenta la atenuante de confesión. También se ha mostrado dispuesto a indemnizar a su expareja con 5.000 euros por los daños físicos y morales que sufrió, y a cumplir nueve meses más de cárcel como autor de otro delito de quebrantamiento de condena (ese día se saltó la orden de alejamiento).

Antonio S.R. reconoció ante la justicia que, como conocía los movimientos diarios de J.S.S., de 43 años, de la que se había separado hacía tiempo, la siguió y la esperó sobre las 14.45 horas en la calle Cruz, por la que pasaba para ir al trabajo, armado con un cuchillo de ocho centímetros y oculto tras una furgoneta. Cuando la vio salió a su encuentro y le clavó la navaja hasta la empuñadura en un costado. Ella activó su localizador (lo llevaba como medida de autoprotección dentro de su orden de alejamiento) y enseguida llegaron las fuerzas de seguridad. Incluso le dio tiempo a gritar: “Mi marido, mi marido, que me ha clavado un cuchillo”, y varios transeúntes también la auxiliaron. Él se dio a la fuga hasta que fue detenido poco después por la Guardia Civil.

Antonio S.R., que este martes se presentó ante el tribunal, la Sección Segunda de la Audiencia, cabizbajo y según su abogada “arrepentido”, ya fue condenado el 7 de noviembre de 2012 por incumplir la orden de alejamiento que tenía en vigor desde que se separó de J.S.S. Pero persistió en su obsesión y la volvió a amenazar de muerte el 14 de agosto de 2013.

Ella lo volvió a denunciar y el 24 de agosto fue condenado a cumplir otra orden de alejamiento de ocho meses la que estaba en vigor cuando el 3 de septiembre la intentó matar.

Comentarios