jueves 17.10.2019

Podemos e Izquierda Unida preparan ya una lista conjunta en Castilla-La Mancha

Esta candidatura de coalición aspira a superar los cuatro diputados en la región, un efecto multiplicador que incrementaría notablemente el número de parlamentarios obtenidos en las pasadas elecciones en detrimento del Partido Popular y Ciudadanos.

José García Molina y Daniel Martínez, líderes regionales de Podemos e Izquierda Unida
José García Molina y Daniel Martínez, líderes regionales de Podemos e Izquierda Unida

Podemos e Izquierda Unida buscan salvar sus diferencias en Castilla-La Mancha. En medio del marco de negociaciones que existe a nivel nacional para conseguir una coalición entre ambos partidos, y tras analizar el difícil contexto que sufre la región para obtener diputados con candidaturas separadas, el líder regional de la formación morada, José García Molina, ha mostrado su disposición a modificar las listas electorales de los pasados comicios para conseguir así una mayor pluralidad. Una decisión cuyo propósito es facilitar la incorporación de Izquierda Unida, según han señalado fuentes de la dirección autonómica de Podemos.

Ambas fuerzas castellano-manchegas parten de una situación electoral bastante pobre, principalmente el partido de Alberto Garzón, pues éste no obtuvo ningún diputado en la región. Además, a causa de la ley d’Hont y del sistema de circunscripción provincial, Podemos solo consiguió una diputada por Toledo, siendo superada por Ciudadanos en el resto de provincias, donde prácticamente pasó a la irrelevancia a pesar de tener una diferencia de apenas mil votos con los de Albert Rivera.

Sobre este posible acuerdo territorial, cabe destacar que los dos partidos ya han reconocido públicamente que vienen manteniendo contactos durante las últimas semanas. En este sentido, fuentes de IU han manifestado a periodicoclm.es que las conversaciones están “bastante avanzadas”, por lo que no sería de extrañar que en los próximos días se diera a conocer el resultado final de la negociación.

"Falta ver el escenario. Hemos comenzado a hablar, y todo el mundo entiende que si lo hacemos bien no es una suma, es un efecto multiplicador, y no solo el electoral", ha enfatizado Molina, añadiendo que Podemos "ha sido siempre una confluencia, y el que se quiera sumar, será bienvenido".

En Izquierda Unida también queda latente la intención de avanzar en esta alianza. El coordinador regional, Daniel Martínez, ha asegurado que una coalición que “respetara los proyectos” daría un “salto cualitativo” que nos llevaría a un gobierno diferente al del PP.

A ese respecto, Martínez ha planteado que "muy pronto" los ciudadanos tendrán la oportunidad de "poder cambiar las cosas y es a través de un nuevo Gobierno".

La coalición podría superar los cuatro diputados

Los esfuerzos por conseguir una confluencia exitosa en Castilla-La Mancha tienen buenos motivos. Las encuestas electorales reflejan que la que la coalición entre Podemos e IU podría llegar a conseguir cuatro diputados en las próximas elecciones del 26 de junio, con la posibilidad incluso de obtener un diputado más en Cuenca e igualar al PSOE en escaños, pues éste último no superaría los cinco diputados según recoge el sondeo de Jaime Miquel & Asociados para Público.

Pero esta jugosa estadística no se queda solo reducida a las encuestas o las predicciones. Si Podemos e Izquierda Unida hubieran sumado fuerzas de cara las últimas elecciones del 20 de diciembre habrían obtenido hasta cuatro escaños, uno por provincia a excepción de Cuenca. Esta suma saldría a partir de los votos obtenidos por ambas elecciones aplicando la ley d’Hont.

Concretamente, Podemos e IU, que sumaron un total de 200.931 votos, le habría arrebatado a Ciudadanos sus escaños de Albacete y Guadalajara, mientras que en la provincia de Ciudad Real habría salido perjudicado el PP, perdiendo uno de sus tres escaños en detrimento de la hipotética coalición.

Ciudadanos, el gran perjudicado

La formación naranja es consciente de la terrible situación a la que pasaría en caso de que tuviera lugar la confluencia. En este sentido, el coordinador regional de Ciudadanos, Antonio López, ha declarado recientemente que la unión de Podemos e IU “podría suponer un problema”, defendiendo que la suma de sus votos desbancaría a su partido. En este caso, el sistema electoral que les benefició en diciembre, les afectaría gravemente en junio.

Comentarios
x