martes 4/8/20
TRANSPARENCIA

La Junta encarga su primera auditoría externa para conocer las cuentas de la Universidad castellano‑manchega

  • El Gobierno de Emiliano García-Page quiere arrojar luz sobre la situación financiera de la institución académica entre los años 2014 y 2017.
  • Las Cortes regionales aprobaron el pasado mes de febrero la realización de esta auditoría, que ahora Hacienda saca a licitación por más de 120.000 euros. 
El presidente Emiliano García-Page junto al rector de la Universidad de Castilla-La Mancha, Miguel Ángel Collado, en el Palacio de Fuensalida. Foto: Ignacio López
El presidente Emiliano García-Page junto al rector de la Universidad de Castilla-La Mancha, Miguel Ángel Collado, en el Palacio de Fuensalida. Foto: Ignacio López

TOLEDO.- Hasta el próximo 17 de septiembre permanece abierto el plazo para la presentación de ofertas para hacerse con el contrato valorado en 120.000 euros para la realización de la auditoría externa de las cuentas de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM), la primera de estas características que encarga la Junta de Comunidades. 

Una auditoría externa que analizará las cuentas de la institución académica en el periodo comprendido entre 2014 y 2017, y cuyo anuncio de licitación se publica tan solo dos días después de que Junta y UCLM firmaran el convenio plurianual de financiación que garantiza su estabilidad hasta el 2021.  

El Diario Oficial de Castilla-La Mancha (DOCM) publica así este jueves la resolución de la Secretaría General de Hacienda y Administraciones Públicas, fechada el 31 de agosto, por la que sale a licitación este contrato, para el que se establece un plazo de ejecución de 4 meses a contar desde el 2 de noviembre, o bien desde el día siguiente de la firma del mismo, si se produce con posterioridad a dicha fecha. 

Una auditoría externa cuya contratación recibió luz verde de las Cortes regionales el pasado 8 de febrero y se encuentra contemplada en los presupuestos, con el objetivo de conocer con detalle el estado de las cuentas de la Universidad regional durante ese periodo. 

Situación económica y financiera que fue objeto de polémica hace unos meses, debido a las dudas sembradas respecto a la gestión que se había venido realizando en los últimos años. Meses de tira y afloja entre ambas partes que el acuerdo rubricado este 4 de septiembre ha devuelto a la calma. 

Un acuerdo que garantiza la estabilidad financiera en los próximos cuatro años, pero que es el antecedente del contrato-programa con un horizonte más amplio que se debe firmar en los próximos meses. Documento que el presidente del Ejecutivo regional, Emiliano García-Page, confía poder firmar en los próximos meses, y que en buena parte dependerá de las conclusiones que arroje esta auditoría externa que ahora sale a licitación. 

Concretamente, el valor estimado del contrato es de 99.747,60 euros, que añadiendo el 21 por ciento de IVA alcanza los 120.694,60 euros. 

Quienes quieran optar a hacerse con este contrato, deberán cumplir una serie de requisitos. Así, según recoge la licitación, atendiendo al criterio de solvencia técnica-profesional, será necesario contar con experiencia en la realización de servicios del mismo tipo en los últimos tres años. Trabajos sobre los que se deberá informar, indicando el importe, la fecha y el destinatario de los mismos, aportando los correspondientes certificados o visados de un órgano competente cuando hayan sido realizados para una entidad del sector público, mientras que cuando el destinatario sea un sujeto privado, se deberá presentar un certificado expedido por éste. 

Asimismo, y atendiendo al criterio de solvencia económico-financiera, los candidatos deberán declarar el volumen anual de negocios referido al año de mayor volumen de los últimos tres concluidos. 

CALIDAD TÉCNICA Y PRECIO 

Además del precio ofertado, por el que se podrá obtener hasta un máximo de 40 puntos, para la adjudicación de este contrato se tendrán en cuenta otros criterios. 

Así, se otorgarán hasta un máximo de 15 puntos por las incorporaciones adicionales al equipo de trabajo mínimo, teniendo en cuenta aspectos como la experiencia acreditada en la realización de auditorías de universidades públicas en los últimos años. 

Por su parte será la calidad técnica del proyecto la que mayor puntuación pueda recibir, con un máximo de 45 puntos. Un criterio evaluable mediante juicio de valor, que tendrá en cuenta aspectos como la metodología general a seguir en el transcurso de los trabajos y las pautas de comprobación de cada una de las fases de trabajo y de los resultados obtenidos; el mecanismo y sistemática de los trabajos a realizar, así como de la discusión y redacción final del informe; el plan de trabajo, en el que deberán figurar aspectos como el cronograma, la planificación de pruebas y muestras, la determinación de áreas de riesgos y el análisis de documentación disponible, como las auditorías de cuentas anuales y los informes del Tribunal de Cuentas. 

Finalmente, se valorará la organización del equipo propuesto, los medios a utilizar, la distribución de tareas, las relaciones entre los participantes, así como la concreción de aspectos relativos a la responsabilidad la transmisión de documentación, los cauces de comunicación, reuniones o toma de decisiones. 

Comentarios