sábado 06.06.2020
INVESTIDURA

Escrache de un centenar de cargos del PP a Page ante la sede de la Junta para que traicione a Sánchez

  • Ante la poca o nula participación ciudadana, el líder regional del PP, Francisco Núñez, ha reclutado a algunos de sus diputados autonómicos, alcaldes y concejales para montar una protesta contra el barón socialista a las puertas del Palacio de Fuensalida.
  • Los 'populares' querían que el jefe del Gobierno castellanomanchego ordenara a los nueve diputados del PSOE en el Congreso por la región votar en contra de la investidura de Pedro Sánchez para evitar su nombramiento.
El líder del PP de Castilla-La Mancha, Francisco Núñez, en declaraciones a la prensa durante la protesta de su formación frente al Palacio de Fuensalida. PeriódicoCLM
El líder del PP de Castilla-La Mancha, Francisco Núñez, en declaraciones a la prensa durante la protesta de su formación frente al Palacio de Fuensalida. PeriódicoCLM

TOLEDO.- Algo menos de un centenar de dirigentes del PP de Castilla-La Mancha han respondido este martes a la convocatoria realizada por su cúpula para tomar la entrada de la sede del Gobierno regional, el Palacio de Fuensalida en Toledo. Cita con poca o nula participación de la ciudadanía, con la que los conservadores querían presionar al líder autonómico del PSOE y presidente de la Junta de Comunidades, Emiliano García-Page, para que éste conminara a los diputados socialistas castellanomanchegos ‑la mayoría afines a él‑ a votar en contra de la investidura de Pedro Sánchez, con el fin de evitar su nombramiento como jefe del Ejecutivo central.

Un intento de puesta en escena que no ha servido más que para dejar clara cuál es la situación en la que se encuentra actualmente el Partido Popular en la región, al que ni los intentos de manipular la realidad ni la llamada de su jefe de filas, Francisco Núñez, han servido para reunir a apenas cien cargos electos del partido, entre diputados regionales y provinciales, senadores, alcaldes y concejales de la región.

Concentración a la que Núñez llamaba a participar basándose en una noticia falseada, acusando a los parlamentarios socialistas "incluidos los nueve diputados castellanomanchegos" ‑aspecto sobre el que incide el 'popular'‑ de aplaudir "en pie" a la portavoz de EH Bildu, Mertxe Aizpurua, durante la segunda sesión del debate de investidura celebrada el domingo.

Y es que según el PP ‑siguiendo la estela de Vox y Ciudadanos, que también se han aferrado a esta tergiversación para presionar a los diputados socialistas‑ después de que la representante de "los herederos de ETA, aquellos que han asesinado a cientos de españoles", subiera a la tribuna de oradores para "criticar a las instituciones del Estado" y "hablar mal de la figura del rey", no solo no fueron "reprimidos" por el presidente del Gobierno, sino que la presidenta socialista del Congreso, la socialista Meritxell Batet, les habría defendido y "todo el PSOE" les habría aplaudido en pie.

Una secuencia descrita por los 'populares' e utilizada de forma interesada contra el Partido Socialista, que en realidad se sucedió de forma completamente distinta, puesto que ‑tal y como recogía Público este lunes‑ en ese momento lo que se aplaudía era a la presidenta del Congreso, que pedía sin suerte que se respetara el turno de palabra de la portavoz de EH Bildu, hacia la que se habían dirigido numerosos insultos.

"Señorías, la libertad de expresión es uno de los fundamentos de nuestra Constitución y el pluralismo político uno de los valores superiores de nuestro ordenamiento jurídico", recordaba Batet. Palabras que, tal y como se aprecia en la grabación de la sesión disponible en la web del Congreso de los Diputados, son a las que aplauden los diputados socialistas, así como los representantes de otros grupos parlamentarios.

Aplausos que, sin embargo, son sacados de contexto por los tres partidos de derechas para utilizarlos como arma arrojadiza contra el PSOE.

Algo que ha vuelto a hacer Núñez durante la concentración ante el toledano Palacio de Fuensalida, donde ha señalado que a Page se le había "llenado la boca" en los últimos días hablando de la figura del Rey "mientras que los diputados del PSOE se levantaron y aplaudieron en el Congreso cuando la presidenta defendía la libertad de atacar al Rey de un partido como Bildu".

Junto a Núñez sí han estado este martes en Toledo la secretaria regional del partido, Carolina Agudo, así como la diputada regional y portavoz del grupo 'popular' en las Cortes, Lola Merino; los diputados autonómicos Emilio Bravo, Gema Guerrero y María Roldán, entre otros.

También se sumaba el presidente provincial del partido y senador, José Julián Gregorio, así como la concejala del PP en Toledo Claudia Alonso.

Concentración en la que no ha faltado una gran pancarta con la bandera de España, junto a la que han posado Núñez y varios miembros del partido, durante la cual el líder de los 'populares' pedía a García-Page que evitara que el PSOE llevase al país "a la ruptura", ordenando a los nueve diputados socialistas por Castilla-La Mancha que no apoyasen la investidura de Sánchez.

Para Núñez, el líder socialista castellanomanchego tenía "la oportunidad" de demostrar lo que ha venido defendiendo en las últimas semanas, la necesidad de anteponer los intereses de España y que de no hacerlo sería "cómplice y herramienta necesaria" en la formación del nuevo gobierno, fruto del "pacto de la vergüenza" alcanzado "de la mano de independentistas, de filoetarras y de comunistas", señalan los 'populares' en nota de prensa.

Y es que, según el presidente del PP regional, en manos de García-Page habría estado evitar que Cataluña vaya a tener una consulta, o referéndum, "sobre todo", o que la Guardia Civil salga de Navarra, como ha pactado el PSOE con el PNV.

Por ello Núñez acusa a Page de "traicionar a España, a Castilla-La Mancha y a su propia palabra", puesto que "durante semanas ha venido diciendo justo lo contrario de lo que han hecho hoy sus diputados en el Congreso".

Durante el acto de concentración, el vicepresidente de la Federación de Municipios y Provincias (FEMP) de Castilla-La Mancha, Manuel Borja, daba lectura a un manifiesto de los alcaldes del PP de la región en contra la investidura de Pedro Sánchez, mostrando su "enérgico rechazo" a los pactos firmados con Podemos, ERC, y Bildu.

PROTESTA QUE "ROZA LO INMORAL"

Concentración que para el PSOE castellanomanchego ha sido un "escrache", que "no solo roza lo inmoral, sino que es radicalmente lo contrario a lo que exige hoy la inmensa mayoría de los ciudadanos".

Así lo ha señalado desde el Congreso el diputado nacional y secretario de Organización del PSOE de Castilla-La Mancha, Sergio Gutiérrez, quien momentos antes del inicio de la sesión de investidura señalaba que si no había alternativa para formar gobierno, lo que tenía que hacer el PP era "favorecerlo". Sin embargo, la "radicalidad" del PP de Castilla-La Mancha, e incluso del PP nacional, "lo que demuestra es, precisamente, que no había ninguna otra alternativa a la sesión de investidura de hoy".

Gutiérrez ha lamentado que el presidente del PP regional en 2016 pidiera que los diputados del PSOE se abstuvieran "para que la investidura de Rajoy no dependiera de distintas fuerzas políticas", en cuyo marco ‑ha recordado‑ los socialistas castellanomanchegos "lideramos un debate interno nacional para que así fuera", el cual fue "muy doloroso", y sin embargo hoy era él "incapaz de pedir exactamente lo mismo al PP, a Pablo Casado".

Para el secretario regional de Organización del PSOE, lo que Núñez debería haber hecho es pedir a Pablo Casado que facilitara la investidura "haciendo ese voto patriótico, esa abstención patriótica que otros hicimos en el año 2016"; entre otras cosas, ha incidido, "porque creemos que el patriotismo no sabe de posiciones políticas".

Es por ello que Gutiérrez ha criticado el comportamiento "pancartero" de la derecha en la región, "incapaz de ejercer su responsabilidad política y de liderar debates internos en su propio partido".

"Le quiero recordar al señor Paco Núñez, aquel que es incapaz de enfrentarse a Pablo Casado en materia de agua, pero tampoco de liderar ningún debate interno favoreciendo alternativas, que el PSOE de Castilla-La Mancha siempre ha estado a la altura de su responsabilidad. Lamentablemente, hoy está demostrando el señor Paco Núñez, el presidente del PP de Castilla-La Mancha, que no está a la altura ni siquiera de sus votantes", ha recalcado Gutiérrez.

Comentarios
x