sábado 23/1/21
25N | DÍA CONTRA LA VIOLENCIA MACHISTA

La puerta violeta y el "estamos hasta el coño de la violencia sexual" que escuecen al PP en Ciudad Real

  • La exalcaldesa y vocal de la Comisión de Igualdad en el Congreso, Rosa Romero, exige la retirada de una exposición realizada por entidades sociales de la ciudad, al considerar "soeces y tabernarias" las imágenes y expresiones empleadas.
  • Centra su crítica en la puerta diseñada por la asociación Usawa, con la que se pretende denunciar las agresiones sexuales que sufren las mujeres, por lo que el movimiento feminista ha mostrado su hartazgo con la "doble moral" de la dirigente 'popular'.
La campaña contra la violencia sexual impulsada por el Ayuntamiento de Ciudad Real que el Partido Popular ha pedido retirar. PeriódicoCLM
La campaña contra la violencia sexual impulsada por el Ayuntamiento de Ciudad Real que el Partido Popular ha pedido retirar. PeriódicoCLM

CIUDAD REAL.- Diez puertas violetas  decoradas con imágenes y mensajes dirigidos a concienciar contra la violencia de género y apoyar a las mujeres que la sufren, han sido objeto de polémica en Ciudad Real este 25 de noviembre, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. Y es que el mandala pintado por la asociación Usawa, una vagina titulada 'Estamos hasta el coño', no ha sentado nada bien en las filas del PP ciudadrealeño, llegando incluso a pedir la inmediata retirada de la exposición ubicada en los Jardines del Torreón.

Esta iniciativa de la Concejalía de Igualdad ha formado parte de los actos programados con motivo del 25N y con ella se pretendían visibilizar diez aspectos de la violencia de género, invitando a reflexionar sobre ellos.

Un homenaje a las víctimas, la transexualidad o la brecha digital son algunas de las cuestiones tratadas en estas puertas violetas, entre cuyos mensajes directos también se incluye una referencia a las agresiones sexuales, representadas con ese 'mandala del coño' que presentaba la asociación Usawa.

Vagina con la que se pretende simbolizar la lucha contra la violencia de género y denunciar la violencia sexual a la que son sometidas las mujeres.

Una puerta violeta que ha centrado la atención de los 'populares', llevando a su diputada nacional, vocal de la Comisión de Igualdad en el Congreso y exalcaldesa de Ciudad Real, Rosa Romero, a pedir la retirada "inmediata" de esta campaña protagonizada por la expresión 'Estamos hasta el coño de la violencia sexual', al considerar "soeces y de mal gusto" algunas imágenes y expresiones utilizadas en la misma.

Expresiones "tabernarias" según la diputada del PP, que "no aportan nada a la denuncia contra la violencia de género".

Y es que para Romero esta campaña "nada ayuda a la lucha contra la violencia de género y tampoco a la igualdad de oportunidades en la que todos estamos trabajando", y por ello trasladaba su petición de retirada a la alcaldesa de la ciudad, la socialista Pilar Zamora; a la líder de Ciudadanos en la región, Carmen Picazo, y a la que será regidora en Ciudad Real el próximo año, actualmente portavoz de la formación naranja, Eva María Masías.

Una petición de la que se hacía eco el grupo municipal del PP en el Ayuntamiento de Ciudad Real a través de sus redes sociales, en las que aseguraban que no les pueden dar lecciones sobre la igualdad y la no discriminación, al ser Romero "muestra de nuestro compromiso" con ello.

Asimismo, y al contrario que sus compañeros de Almadén, los 'populares' de la capital sí consideran que la violencia de género es una pandemia, y por ello apuntan que "la mejor vacuna" contra ella "es la comprensión, la concordia y el pacto".

Por ello creen que cuando los actos de conmemoración a esta cita "se los apropia una opción política", constituye "una traición y un elemento que adultera el objetivo de la celebración de este especial día, que es la eliminación de la violencia contra las mujeres". 

Apreciación esta que también es totalmente opuesta a la defendida por el PP de Almadén, desde el que se ha arremetido contra la alcaldesa socialista de la localidad por hablar precisamente de violencia contra las mujeres, pues consideraban que el 25N es "contra la violencia de género, no solo hacia la mujer".

Diferencias en el argumentario del PP en una misma provincia, que no impiden que desde el grupo municipal en el Consistorio de Ciudad Real se reclame recuperar "el espíritu que envolvió el Pacto de Estado contra la Violencia de Género", al considerar que "ese es el camino y no otro". Aseguran que en esa lucha se deben "aunar esfuerzos, promover el entendimiento y luchar unidos contra el maltrato hacia la mujer".

Un objetivo para el que, dicen los 'populares', no se necesitan "campañas que nacen discriminando" como consideran que hacen las 'Puertas violetas contra la violencia de género' del Ayuntamiento de Ciudad Real.

Puertas que "excluyen a los hombres en la lucha, además de trasladar el mal ejemplo hacia la ciudadanía, que es la que además soporta con sus impuestos el coste de esta y otras muchas acciones", aseguran en su publicación en Facebook.

Así, reclaman puertas "del color que sea", pero que "nos den libertad, no más opresión en función del color en el que milites".

Consideran que las víctimas de violencia "necesitan más protección, seguridad, apoyos y recursos", fundamentalmente empleo, "que las dé ese oxígeno necesario para poder volar y que las haga ser libres e independientes para salir del círculo de la violencia".

Mensaje que finalizaban los 'populares' alzando la voz "contra el sectarismo, contra un tipo de igualdad que discrimina y que no acepta ni respeta otra opción que la suya". Algo que consideran no hace el actual gobierno municipal, que según el PP, "no respeta las básicas reglas del juego democrático".

"HARTAS" DE SU "DOBLE MORAL"

Críticas de la diputada del PP a las que han contestado desde la Asamblea Feminismos Ciudad Real, desde la que reprochan a Romero su "doble moral" por su preocupación "por ese supuesto lenguaje soez y por un dibujo que no tiene un contenido pornográfico ni denigrante". 

"Le duele un dibujo, pero no se ha fijado, por ejemplo, en otras puertas", como la dibujada por este colectivo, "un homenaje a las mujeres que están siendo asesinadas por ser mujeres".

Recuerdan a Romero que "visibilizar las agresiones sexuales aporta mucho a la lucha contra la violencia de género". Y es que, en España se registran cada mes más de 1.000 denuncias por abusos sexuales, de modo que desde Asamblea Feminismos Ciudad Real dicen alto y claro que "estamos hartas, estamos hasta el coño".

Por último muestran su apoyo a la Asociación Usawa, que realizaba la puerta violeta que tanto ha molestado en el PP de Ciudad Real.

Comentarios