martes 20/10/20
DÍA MUJER RURAL

Page alerta sobre la militancia por la desigualdad y pide más que gestos contra la violencia de género

  • El presidente del Ejecutivo castellanomanchego ha criticado el "ruido" político que está dejando en segundo plano otras cuestiones urgentes, y subraya el papel de la mujer en el "gran cambio" del país en las últimas décadas.
  • El Gobierno regional ha homenajeado hoy a las mujeres rurales, reconociendo la labor de quienes dieron un paso al frente en los momentos más duros de la crisis sanitaria.
García-Page ha presidido en el Palacio de Fuensalida el acto institucional del Día de la Mujer Rural.
García-Page ha presidido en el Palacio de Fuensalida el acto institucional del Día de la Mujer Rural.

TOLEDO.- El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, considera "preocupante" que en la sociedad española haya quien milite "descaradamente" por la desigualdad y que el "ruido político" en el que llevamos semanas instalados esté impidiendo que se aborden otras cuestiones que también requieren de actuaciones urgentes, como es la violencia de género.

Así lo ha señalado durante su intervención en el acto institucional con motivo del Día de la Mujer Rural que se ha celebrado en el Palacio de Fuensalida de Toledo, sede del Gobierno regional, en formato reducido debido a las medidas de seguridad ante la COVID-19.

Un acto en el que se ha homenajeado a las mujeres rurales de Castilla-La Mancha, las heroínas que en los momentos más duros de la crisis sanitaria dieron un paso al frente, contribuyendo con su trabajo a mejorar la situación y a la recuperación de la región.

Reconocimiento que se ha materializado en este acto institucional en el que García-Page ha estado acompañado por la consejera de Igualdad, Blanca Fernández; el consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo; la directora del Instituto de la Mujer, Pilar Callado y las delegadas de Igualdad en las cinco provincias.

Se ha reconocido así a Juani Cuadros Tello (Alcaraz, Albacete), Estrella Parras Torres (Miguelturra, Ciudad Real), Conversión Martínez de la Fuente (Sotos, Cuenca), Nieves González Alonso (El Cardoso de la Sierra, Guadalajara) y María Pilar Martín-Blas Avilés y Rosa Rodríguez Alberca (Villafranca de los Caballeros, Toledo).

Durante su intervención, García-Page ha subrayado "la triste realidad" que muestra cómo "cuando las cosas van bien, las mujeres lo tienen peor que los hombres; pero cuando las cosas van mal, va peor a las mujeres".

A pesar de ello, ha destacado, "cuando hay que ponerle corazón y solidaridad, sin duda ninguna, lo ponen mucho más las mujeres".

Del mismo modo se ha mostrado convencido de que "el gran cambio" que ha experimentado España en las últimas décadas, si se debiera señalar una causa concreta, "ha sido claramente el cambio de rol de la mujer", desde su incorporación al trabajo como a la cultura, a la universidad o a la empresa.

No obstante, ha señalado su preocupación por la creciente "militancia por la desigualdad" de la que hoy abiertamente algunos hacen gala.

En este sentido el presidente castellanomanchego considera "preocupante" en la sociedad española que haya "descaradamente militantes contra la igualdad". Aunque ha reconocido que siempre los ha habido, "antes estaban tapados y tapadas" -ha precisado-, y sin embargo hoy muestran "una clara lucha en contra y estigmatiza los movimientos feministas".

Algo que -ha dicho- "no van a conseguir", pero ante lo cual considera García-Page "más importante que nunca" seguir haciendo nuestros homenajes, "celebrar el testimonio personal que dais todas vosotras", ha subrayado dirigiéndose a las galardonadas este año.

Asimismo ha celebrado que en las Cortes se haya aprobado hoy por unanimidad una resolución de apoyo a la mujer rural, aunque considera necesario "un salto cualitativo" en la política española hoy tan "llena de ruido".

Y es que aunque la pandemia ha cambiado muchas cosas, como en el empleo, la ocupación o las horas de solidaridad no retribuida -ha precisado-, también está haciendo que queden ocultos "problemas estructurales", como el de la violencia de género, en los que "no hay que bajar la guardia".

En este sentido ha precisado que una de las cosas que más le molestaría sería que esta violencia "se incorpore al paisaje", que "guardar un minuto de silencio" por las víctimas "se convierta en rutina".

Por ello considera que "el ruido" que se está produciendo en Madrid "está tapando problemas que requiere de actuaciones".

Así ha asegurado que "esperaba más novedades" en el ámbito de la lucha contra la violencia de género en España "más allá de gestos, de cómo nos pintamos o nos vestimos". "Espero que algún día se hable de lo que también es una urgencia", ha subrayado, "no escucho novedades, las echo de menos".

NI EN LAS EMPRESAS DEL IBEX

Al margen de ese ruido, García-Page ha considerado que si algo bueno va a deparar esta pandemia es que las ayudas procedentes de Europa van a llegar "condicionadas", "en buena medida a proyectos de igualdad", lo cual ha calificado como "una conquista".

Considera el jefe del Ejecutivo castellanomanchego que se trata de "una apuesta de las más importantes que ha hecho Europa", al plantear "una discriminación positiva" en el reparto de estos fondos.

Asimismo ha recordado que en Castilla-La Mancha ya se ha avanzado en materia de igualdad con la aplicación del Estatuto de la Mujer Rural, consiguiendo que las cooperativas de la región hayan incorporado mujeres a sus ejecutivas en al menos "el 40 por ciento". Algo que en las empresas del IBEX "no llega ni al 30", ha subrayado.

Se trata pues de un ejemplo de incorporación a los cargos directivos de las mujeres en las cooperativas. Un logro importante, que "no tiene un efecto estético ni es para mañana", pero que sí los tendrá "a medio y largo plazo".

Una intervención en la que García-Page ha querido dejar claro que el mundo rural "no es un mundo menor ni secundario", con el que Castilla-La Mancha -que este año sumará más de 50.000 nuevos habitantes, buena parte de ellos en el medio rural-, está "totalmente identificada" con él.

Un mundo rural al que se dedica "mucho dinero". Muestra de ello que el año pasado los agricultores y agricultoras de la región, entre la PAC y el Desarrollo Rural recibieron 1.000 millones de euros; o que mañana mismo Castilla-La Mancha será la primera región de Europa en adelantar lo que les está permitido de la PAC, en total 352 millones.

Ejemplos del "metabolismo orgullosamente rural" que tiene Castilla-La Mancha, ha sentenciado.

Comentarios