Domingo 21.10.2018
MEDIO AMBIENTE

Los ribereños de la cabecera del Tajo explotan contra Pedro Sánchez tras el último trasvase

El presidente de la Asociación de Municipios Ribereños de Entrepeñas y Buendía denuncia la situación de indefensión en la que se encuentran debido a la "traición ecológica" del Gobierno central, al que incluso ha llegado a relacionar con "la mafia del agua" por "despreciar" las necesidades de la cuenca cedente.

Imagen de archivo de una protesta contra el trasvase del Tajo. EFE
Imagen de archivo de una protesta contra el trasvase del Tajo. EFE

GUADALAJARA.- Abrumados, indefensos y como única esperanza, Europa, así es como se encuentran los municipios ribereños de Entrepeñas y Buendía, desde donde critican el "politiqueo estéril" de Moncloa. Lo hacen en un duro comunicado en el que arremeten contra el Gobierno de Pedro Sánchez y el Ministerio que dirige Teresa Ribera, que ellos denominan como "Traición Ecológica" en vez de 'Transición Ecológica'.

Una situación de total desamparo que les lleva a plantearse qué se puede hacer cuando incluso el subdelegado del Gobierno en Guadalajara, el socialista Ángel Canales, "se preocupa más por garantizar el abastecimiento al Levante que por la salud de sus municipios".

De hecho, tras el último trasvase aprobado por el Ejecutivo central, los ribereños se llegan a preguntar qué tiene que ocurrir para que deje de permitirse "el desembalse sin mesura ni vergüenza de las presas del Segura en este final de año hidrológico, para seguir forzando decretos de sequía".

Y es que, según la Asociación de Municipios Ribereños, los "regángsters", como llaman a los miembros del Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo-Segura (SCRATS), "ni se tapan" puesto que "ni falta que les hace".

En este sentido, el presidente de los ribereños, Francisco Pérez Torrecilla, lamenta que mientras que ellos se ven obligados a "mendigar" lo que es de ley "según Europa y el sentido común", a los regantes del Levante "se les permite cualquier cosa". Así, el Gobierno, "con su Ministerio de 'Traición' Ecológica a la cabeza", se "desvive" por cumplir con su compromiso con "la mafia del agua", mientras sigue "despreciando" las necesidades de la cuenca cedente.

De este modo es cómo al Tajo los golpes "le caen por todos lados". "Ni el depauperado McGregor recibió tanto la pasada noche en su combate frente al ruso",  apunta Pérez Torrecilla, "con la salvedad de que el luchador irlandés recibió una bolsa de 50 millones, mientras que los ribereños y el Tajo, cornudos y apaleados".

Muestra de ello que a pesar de todo deben "aguantar" tener que ver cómo el subdelegado del Gobierno en Guadalajara, vecino de la provincia, dice que" se nos han dado voz en la Comisión de Explotación y que han recibido 23 millones para invertir en obras hidráulicas". "Pero claro, qué podemos esperar si en esa misma entrevista se muestra más preocupado por garantizar el agua a los regantes industriales del Levante que al río que vertebra su tierra", critica el representante de los ribereños.

Es así como tras la aprobación de un nuevo trasvase 'extraordinario' para este mes de octubre, el presidente de los ribereños lamenta los 'brindis al sol' del Gobierno de Sánchez. Promesas que pasaban por duplicar el agua desalada para 2021. Y es que, subraya Pérez Torrecilla, "hacer promesas más allá del límite de la legislatura parece un brindis al sol, pero más allá de eso, atendiendo a la dinámica del SCRATS en los últimos 30 años, más agua desalada no implica menos trasvase, sino más hectáreas de regadío". Considera pues una "curiosa forma de matar al dragón, cebándolo hasta que explote".

Y mientras todo esto sucede, en la Región de Murcia, los desembalses han superado este año hidrológico los 300 hectómetros cúbicos, con un "ritmo frenético" de forma más reciente. "Cualquiera diría que lo hacen para forzar decretos de sequía, con sus correspondientes subvenciones y escenarios de necesidad; pero no, seguro que responde a causas nobles y ecológicas, como adalid del medio ambiente y el consumo racional del agua que son", ironiza el presidente de la Asociación de Municipios Ribereños.

Para Pérez Torrecilla, "quizás si se preocupasen un poco más de racionalizar la demanda y aprovechasen las infrautilizadas desaladoras, no necesitarían acaparar todo el agua dulce de la península ibérica para mantener su chiringuito a costa de todos los españoles", ha sentenciado.

GONZÁLEZ RAMOS, "MODERADAMENTE OPTIMISTA"

Pese a las duras acusaciones de los ribereños de la cabecera del Tajo, el delegado del Gobierno de Pedro Sánchez en Castilla-La Mancha, Manuel González Ramos, se ha mostrado optimista sobre los resultados de la gestión llevada a cabo por su Ejecutivo en materia de agua, en la que pretende atender las demandas hídricas de todos los territorios.

A preguntas de los periodistas, González Ramos ha destacado que el Gobierno central está trabajando "para desbloquear situaciones" con una nueva política de agua enmarcada en un escenario de cambio climático, en el que, por ejemplo, la desalación se multiplicará por dos y pasará en tres años de 200 hectómetros cúbicos a 400 hectómetros.

Contrario a la tesis te los ribereños, González Ramos ha apuntado que este incremento se detraerá de las necesidades del trasvase del Tajo al Segura, y ha comentado que si se consigue que la desalación se duplique en tres años "estaremos en condiciones de decir que algo está cambiando".

En este sentido, ha dicho que es "moderadamente optimista" en que la hipoteca que pueda tener Castilla-La Mancha durante muchos años, por el trasvase de la cabecera del Tajo al Levante, "vaya despejándose en favor de unos y de otros".

Según González Ramos, los pantanos de Entrepeñas y Buendía "no pueden dar agua para todas las demandas que hay, por lo que hay que buscar nuevos recursos" y ha asegurado que "este paradigma de nueva política del agua lleva aparejado que se pueda dar el mismo discurso en Murcia, en Castilla-La Mancha y en cualquier territorio".

A su juicio: "Eso es tener las cosas claras y atender, por fin las demandas de unos y de otros, hacer las cosas con coherencia, en un marco de cambio climático y en el que la sequía se repite una y otra vez".

Y ha considerado que este discurso en el que las demandas de uno y otro territorio, el del arco mediterráneo y el del centro de España, valen en los dos sitios, "es un recorrido a medio plazo tremendamente importante y que va a ser tremendamente positivo para todos".

Comentarios
x