miércoles 21.08.2019
MEDIO AMBIENTE

Pulso de Page a Sánchez después de que la ministra Ribera se mostrara a favor de prohibir la caza

  • El jefe del Ejecutivo castellano‑manchego responde al Gobierno central que cualquier "tentación" de tocar o atacar "lo más mínimo" al sector cinegético se encontrará con su rechazo frontal.
  • Al mismo tiempo, el PSOE regional ha presentado en las Cortes una proposición no de ley para defender la caza y el "derecho" a practicarla "porque estamos en una democracia".
Imagen de archivo del presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page,en el Palacio de la Moncloa, en Madrid. EFE
Imagen de archivo del presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page,en el Palacio de la Moncloa, en Madrid. EFE

TOLEDO.- El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, está dispuesto a enfrentarse al Ejecutivo central de Pedro Sánchez a costa de la caza. Una actividad que asegura se lleva a cabo "con muchísimo respeto" en la región y a la cual ha manifestado su apoyo, advirtiendo de que ante cualquier "tentación de tocar o atacar lo más mínimo" al sector, le encontrarán "claramente enfrente".

Así lo ha manifestado después de que la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, señalara hace unos días en una entrevista radiofónica que no es partidaria de los toros ni de la caza y que personalmente sería partidaria de su prohibición.

Caza que en la región se practica "conforme a la ley y según planes cinegéticos que son determinantes para sostener el medio ambiente", ha respondido Page.

Asimismo, destacaba cómo Castilla-La Mancha es "la gran zona de cacería de España", por lo que esta actividad es "enormemente rentable desde el punto de vista económico" en esta comunidad, al tiempo que ha subrayado que "los cazadores también tienen sus derechos".

Por todo ello, García-Page advertía de que si el Gobierno central tiene "alguna tentación" de tocar o atacar a este sector, "nos va a tener claramente enfrente".

Un apoyo al sector cinegético por parte del Ejecutivo castellano-manchego que también quedaba reflejado en la respuesta que se daba desde la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural al Defensor del Pueblo, al sugerir desde esta última que se valorase la posibilidad de elevar la edad mínima legal para la caza a los 16 años, teniendo en cuenta la protección de los menores.

Una petición que planteaba tras la denuncia planteada por el colectivo castellano‑manchego Proanimal, la cual ha sido desatendida por el Gobierno regional. Entre sus argumentos para no atender la petición y mantener en 14 años la edad mínima para poder cazar se encuentran el hecho de que sea la misma edad regulada en otras comunidades; la necesidad de un relevo generacional entre los cazadores y la consideración de que no es una práctica que ponga en peligro a los menores al tener que ir acompañados de un adulto.

EL PSOE REGIONAL, CON LA CAZA

Una defensa del sector cinegético que el Partido Socialista pretende llevar también al Parlamento autonómico, donde va a registrar una proposición no de ley (PNL), al considerarlo como "un pilar económico esencial para muchos pequeños pueblos de la región".

Así lo ha avanzado también este lunes la portavoz del PSOE en las Cortes de Castilla‑La Mancha, Blanca Fernández, quien ha resaltado la importancia que tiene la caza en la comunidad, formando junto con el sector primario, agropecuario y el turismo de interior un pilar fundamental para numerosas localidades.

En este sentido, ha detallado Fernández que el sector genera 634 millones de euros, lo que supone un 2 por ciento del PIB regional; genera 24.000 empleos anuales, de los cuales 10.000 son directos y genera otros 57 millones en ingresos vía tasas e impuestos.

Pero para los socialistas no solamente es cuestión de dinero, puesto que "estamos hablando de la supervivencia de muchos pequeños pueblos de la región que, sin la época de caza, sería muy difícil que siguieran en pie". Un sector que, además, según apuntaba Fernández, "contribuye a mantener sinergias con el turismo rural".

La portavoz socialista se preguntaba en este sentido qué otra actividad podría sustituir a la caza sin generar daño ecológico y respetando el medio ambiente, subrayando así que ésta permite la preservación de entornos naturales.

Por otra parte, y en alusión directa a las manifestaciones realizadas por la ministra Ribera, Fernández ha señalado que "todas las personas están en su derecho de ir a cazar y a ver los toros si les gusta o lo estiman conveniente, porque estamos en una democracia", y continua: "Como responsables públicos estamos en la obligación de poner en valor el sector cinegético, que contribuye de muy buena manera al sostenimiento del mundo rural en Castilla-La Mancha".

De este modo, considera que hablar de eliminar la caza o ponerle pegas es "hablar de quitar un pilar esencial y un muro de contención contra el despoblamiento".

Preguntada sobre la reciente modificación de la ley de Caza aprobada por las Cortes regionales, Fernández ha considerado que la legislación está funcionando "razonablemente". No obstante, ha incidido en que con esta PNL se pretende "dejar clara" la posición del PSOE castellano-manchego en apoyo al sector y poner en valor la aportación económica y social que tiene la caza en la región.

Comentarios
x