lunes 23.09.2019
GOTA FRÍA

El Gobierno publica su autorización para trasvasar este mes desde un Tajo bajo mínimos al Segura desbordado

El Ministerio de Transición Ecológica ha decidido que los embalses de Entrepeñas y Buendía, en situación hidrológica excepcional porque apenas llegan al 18 por ciento de su capacidad, vuelvan a derivar agua al Levante en septiembre pese a las inundaciones provocadas por las lluvias torrenciales que afectan a esta zona.

Imagen de este jueves del desbordamiento del canal del trasvase Tajo-Segura a la altura de la localidad murciana de Fortuna. Foto: Servicio de Emergencias de Murcia
Imagen de este jueves del desbordamiento del canal del trasvase Tajo-Segura a la altura de la localidad murciana de Fortuna. Foto: Servicio de Emergencias de Murcia

TOLEDO.- Con el río Segura desbordado en varios puntos del curso y sus embalses desaguando desde este jueves, el Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado este viernes la orden de 10 de septiembre del Ministerio para la Transición Ecológica por la que autoriza un nuevo trasvase de 16,1 hectómetros cúbicos para el mes de septiembre desde la maltrecha cabecera del Tajo.

Ni la previsión de fuertes lluvias primero ni los efectos que la DANA (Depresión Aislada de Niveles Altos) está causando en el sureste peninsular han impedido que el departamento que dirige en funciones Teresa Ribera haya dado luz verde a la propuesta de trasvase planteada por la Comisión de Explotación del Acueducto Tajo‑Segura el pasado martes.

Una orden que recoge cómo, atendiendo a los últimos datos disponibles ‑de fecha 1 de septiembre‑, el estado global de la cuenca del Segura se encontraba en alerta por sequía, decretada ésta hasta el próximo 30 de septiembre.

En ella se da cuenta asimismo de los argumentos esgrimidos por la Comisión para justificar su propuesta, basándose en la constatación de una situación hidrológica excepcional de nivel 3 y la valoración técnica de la situación de las existencias en Entrepeñas y Buendía, embalses de cabecera del Tajo, así como su posible evolución en los próximos meses.

Así, en el informe elaborado por el Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas (Cedex), se señala cómo el agua acumulada en los embalses de cabecera a fecha 1 de septiembre ascendía a 481,2 hectómetros cúbicos, de los cuales había que restar 6,6 hectómetros cúbicos ya autorizados pero aún pendientes de trasvasar. De este modo las existencias se situaban en 474,6 hectómetros cúbicos.

Además, desde el 1 de septiembre hasta este martes, día 9, ‑última fecha en la que la Confederación Hidrográfica del Tajo ha ofrecido datos‑ Entrepeñas y Buendía han perdido otros 6,43 hectómetros cúbicos más, por lo que el volumen almacenado se sitúa en un raquítico 18,82 por ciento.

Una cantidad levemente superior al umbral de 400 hectómetros cúbicos de reservas no trasvasables, pero dentro del nivel 3 declarado desde el pasado mes de mayo.

Situación hidrológica excepcional en la cabecera del Tajo que se prevé continúe durante todo el trimestre, de septiembre a noviembre, por lo que la posibilidad de trasvasar el volumen máximo de 20 hectómetros cúbicos se mantendría durante los dos primeros meses. De ahí que aplicando el método propuesto por el Cedex para esta situación, el trasvase propuesto ascendiera a 16,1 hectómetros cúbicos, de los cuales al menos 7,5 deben estar destinados para los abastecimientos urbanos, tal y como contempla la ley 21/2015, de 20 de julio, de Montes.

Y mientras el BOE de este viernes oficializa este nuevo trasvase, el río Segura se desbordaba a su paso por las localidades valencianas de Benejússer ‑donde la fuerza del río tiraba paredes y muros, anegando las casas ubicadas en la ribera‑, Algorfa, Almoradí, Rojales y Orihuela. Esta última, capital de la Vega Baja, quedaba completamente aislada y su centro totalmente inundado.

Por su parte en Murcia, el embalse de Santomera ‑al que a través de la rambla se dirige desde ayer el agua del canal del trasvase tras aparecer en él un gran socavón‑ comenzaba a desembalsar por exceso de agua en torno a las dos de la tarde. Importantes aportaciones de agua que se terminarán uniendo a las del Segura, aumentando así los desbordamientos aguas abajo.

Comentarios
x