Viernes 15.02.2019
LEJOS DE RETRACTARSE, LA DIRIGENTE se REAFIRMó

La líder de Vox que fue apaleada incendia las redes tras insultar a quienes pitaron el himno

La presidenta del partido ultraderechista en Cuenca, Inma Sequí, calificó de “cerdos separatas” a los aficionados del Barça que pitaron el himno de España en los minutos previos a la final de la Copa del Rey.

Inma Sequí, presidenta de Vox en Cuenca, junto a su comentario en Twitter
Inma Sequí, presidenta de Vox en Cuenca, junto a su comentario en Twitter

Pese a conocer en sus propias carnes las despreciables consecuencias de la violencia y la intolerancia, la presidencia de Vox en Cuenca y vicesecretaria de Juventud a nivel nacional, Inma Sequí, no parece mostrarse muy respetuosa con los que piensan de una forma diferente a ella.

Concretamente, la dirigente de este partido ultraderechista protagonizó un polémico tuit en su perfil personal tras aprovechar tanto la polémica surgida en torno a la decisión del Gobierno de Rajoy de prohibir las banderas esteladas, una medida que fue echada para atrás por la justicia, como la controvertida pitada al himno de España en los minutos previos a la final de la Copa del Rey.

En este sentido, Sequí calificó como “cerdos separatistas” a los aficionados azulgranas que según ella habían “ultrajado el himno”, al tiempo que les deseó que “se sequen las lágrimas con las esteladas”.

El tweet no tardó en levantar ampollas entre los usuarios de la red social, que al poco tiempo ya había superado los doscientos ‘me gusta’, así como el centenar de retweets. Lejos de retractarse, la líder conquense de Vox lanzó otro mensaje en el que decía “mantener” sus palabras. Igualmente, recalcó que su primer tuit “iba dirigido a los que pitaron el himno de mi Patria impunemente”.

Amante de los toros y contraria a la “invasión islámica”

Aunque se define como liberal y defensora de la justicia, la joven dirigente de Vox ha mostrado alguna vez su proximidad a la extrema derecha europea. Sequí no ha dudado en apoyar a formaciones como Alternativa para Alemania (AfD) o el Partido de la Libertad de Austria, de tendencia islamófoba y contrarios a la entrada de los refugiados en Europa, que la definen como una “invasión islámica”.

En cuanto a los derechos civiles, Sequí se sitúa en la línea de Vox, considerándose contraria al aborto o a la Ley de Violencia de Género, la cual según el partido ultraderechista “vulnera la presunción de inocencia de los hombres”. Otro de los aspectos que más críticas le han llevado en las redes es la afición a la tauromaquia, de la cual se considera una “amante”.

Fue agredida al grito de “fascista”

En aquel momento, Sequí concedió una entrevista a El Mundo en la que se mostraba convencida de que el ataque que había sufrido estaba motivado por su militancia política, ya que aseguraba defender “ideas con las que algunos no están de acuerdo”. Unas declaraciones algo contradictorias si tenemos en cuenta que los aficionados catalanes lo que hicieron este domingo era reivindicar su derecho a expresarse libremente, y no por ello deben ser catalogados de “cerdos separatas”.

Después de que Sequí sufriera esta agresión al grito de “fascista de los cojones”, el candidato a la presidencia de esta formación política, Santiago Abascal, no dudó visitar Cuenca para decir que la paliza contra su compañera de filas fue originada por el “odio” que genera la Ley de Memoria Histórica.

Además, el líder de Vox solicitó en aquel instante que se reflexionara “sobre aquellos que tratan de enfrentar a los españoles, diciendo que hay españoles buenos y españoles malos".

Comentarios
x