sábado 14.12.2019
MEMORIA HISTÓRICA

Atacan con pintadas fascistas el monumento en homenaje a las víctimas del franquismo de Villarrobledo

  • El memorial, ubicado sobre una fosa común en la que yacen cientos de represaliados por la Dictadura en esta localidad albaceteña, ha aparecido este fin de semana con simbología vinculada al nazismo y la frase 'rojos no'.
  • Se trata del cuarto acto vandálico de la extrema derecha contra este monumento desde su inauguración hace casi siete años.
Pintadas fascistas en el monumento a los represaliados por el franquismo en Villarrobledo (Albacete). Foto: Ana Bascary
Pintadas fascistas en el monumento a los represaliados por el franquismo en Villarrobledo (Albacete). Foto: Ana Bascary

ALBACETE.- El monumento a los represaliados por el franquismo de Villarrobledo (Albacete) ha vuelto a ser el pasado fin de semana objeto de actos vandálicos de la extrema derecha. Este sábado, el cubo de acero en el que aparecen los nombres de más de trescientas personas que han podido ser identificadas y que desaparecieron o fueron asesinadas en los meses inmediatos a la finalización de la Guerra Civil, amanecía con pintadas en las que se podía leer 'rojos no', acompañadas de símbolos vinculados al nazismo, como diversas esvásticas ‑mal representadas‑ y la insignia de las 'SS', organización militar que estuvo al servicio de Adolf Hitler.

Unos grafitis que poco después eran eliminados por los operarios del servicio de limpieza municipal, pero que levantaban gran indignación en la localidad albaceteña.

Muestra de ello la concentración que esa misma mañana protagonizaban varias decenas de personas ante el monumento memorialista, ubicado sobre un barrero empleado en la época como fosa común, y en el que yacen cientos de represaliados por la Dictadura, con el fin de protestar y denunciar este nuevo ataque que ha sufrido.

Concentración ante el monumento tras las últimas pintadas. Foto: Román Flores

Y es que desde su inauguración en 2012, han sido ya cuatro los actos vandálicos contra dicho monumento. Ataques con los que consideran que se fomenta el odio, en una localidad en la que muchos vecinos perdieron a sus familiares a manos de la represión franquista.

Hace un año, desde el colectivo Memoria y Dignidad se registraba en el Ayuntamiento de Villarrobledo una solicitud para que el entorno del cubo en memoria de los represaliados fuese adecentado. Consideraban que, a pesar de encontrarse ubicado en el aparcamiento del ferial próximo al cementerio, el monumento debía ser un lugar acogedor, iluminado y tener la notoriedad que merecen quienes lucharon por la democracia y la libertad en la localidad.

Sin embargo, los actos vandálicos contra este simbólico cubo de grandes dimensiones se siguen produciendo.

Ante esta situación, activistas de distintos colectivos de Villarrobledo se manifestaron este sábado ante el monumento para denunciar estos hechos que responden, según manifestaron, a una "escalada de las ideas fascistas" y a que haya "mucha gente" a la que "les molesta" que se sepa lo que ocurrió en la localidad albaceteña tras la Guerra Civil.

En este sentido, desde Podemos lamentaban a través de sus redes sociales que "la memoria de quienes dieron su vida por la libertad" volviera a amanecer este sábado "manchada de odio". Un hecho que, para la formación morada,  no responde a "una chiquillada o un acto de nostalgia", sino que "esto es fascismo y nazismo en estado puro", aseguraban.

Por ello, y para demostrar que no están dispuestos a dar "ni un paso atrás en Villarrobledo", se sumaban a la convocatoria para demostrar que no se puede tolerar este odio.

Lo mismo hacían desde Izquierda Unida, formación desde la que denunciaban también a través de las redes sociales otro ataque de la extrema derecha en la localidad, puesto que en menos de 24 horas además de las pintadas aparecidas en el cubo, la fachada del local social compartido La Entreverá aparecía también con símbolos ultras y manchada con huevos y yogur.

Ataques ante los que respondían asegurando: "No tenemos miedo, no nos callarán y no caeremos en sus provocaciones".

Imagen del ataque fascista al local social La Entreverá. Foto: Ana Bascary

Cabe recordar que no ha sido el único incidente de esta índole que se ha vivido en la localidad albaceteña, donde hace poco más de seis meses se vivía una intensa polémica a raíz de la petición de supresión del monumento franquista ubicado en el parque público Joaquín Acacio, atendiendo a lo contemplado en la Ley de Memoria Histórica.

Un monolito dedicado 'a los Caídos por el Glorioso Movimiento Nacional' que sigue en pie, aunque se le retiraron diversos símbolos -tres escudos franquistas, una inscripción a José Antonio Primo de Rivera y otra en la que se leía 'Presentes'-, pero conservando las cuatro placas con los nombres de los vecinos de la localidad que participaron en el levantamiento militar contra el gobierno republicano.

Todo ello contra el criterio contemplado en un informe jurídico, encargado por Izquierda Unida y adelantado por PeriódicoCLM, en el que se ratificaba la obligatoriedad de eliminar por completo el monumento.

Polémica que también terminaba en los juzgados, con la condena a dos vecinos del municipio por las amenazas proferidas contra el edil de IU, Manuel Manute, al que decían estar dispuestos a dispararle al haber partido de su formación la propuesta de retirar el monumento franquista.

Comentarios
x