Lunes, 20 de Noviembre de 2017 Actualizado: 10:48 h.

ATENTADO TERRORISTA

Castilla‑La Mancha llora a las víctimas de los atentados de Cataluña

La repulsa a la barbarie terrorista y las muestras de solidaridad con Barcelona y Cambrils se han sucedido en actos convocados por ayuntamientos y Gobierno regional, ante cuya sede se ha guardado un minuto de silencio por las quince víctimas mortales.

Banderas a media asta en las Cortes regionales por los atentados de Cataluña
Banderas a media asta en las Cortes regionales por los atentados de Cataluña

TOLEDO.- Castilla-La Mancha se une al dolor de Cataluña tras los atentados y se ha volcado en las muestras de solidaridad y condena de la barbarie terrorista. A medida que se iban conociendo las noticias de lo ocurrido en Las Ramblas los mensajes de apoyo a las víctimas y sus familias, así como a Cataluña, se iban sucediendo, continuando después tras los sucesos de Cambrils. 

Sentimientos que centenares de castellano‑manchegos han expresado estos últimos días participando en las concentraciones y minutos de silencio convocados por diversas instituciones, como los ayuntamientos y el propio Gobierno de Castilla-La Mancha. 

Una convocatoria la de este último que se ha celebrado en el toledano Palacio de Fuensalida, y en la que ha participado el presidente del Ejecutivo autonómico, Emiliano García-Page, así como diversos miembros del Gobierno y trabajadores de la Administración regional, entre otros. 

El presidente de Castilla-La Mancha ha abogado por transformar el dolor que provocan actos como los atentados de Barcelona y Cambrils en "una recarga de autoestima colectiva" y de "reafirmación de nuestros valores democráticos"

Asimismo, ha indicado que "matar es fácil y hacerlo como lo hacen quienes además quieren morir y matar desde el fanatismo, realmente es algo sencillo". Sin embargo, "tenemos la obligación de transformar este dolor en una recarga de autoestima colectiva, de reafirmación de nuestros valores democráticos, de reafirmación en nuestra forma de entender la vida y el mundo", ha manifestado. 

"Es un día para estar con las víctimas, para estar con los familiares y con todos sus allegados, para hacerlo con Barcelona, con Cataluña, en definitiva, con toda España, que ha vivido como casi ningún otro país en Europa la lacra, la miseria de los malnacidos terroristas, porque todos lo son, todos los que son terroristas son malnacidos", ha sentenciado. 

Por último, ha asegurado que "se puede perfectamente combatir desde la firmeza y la serenidad todo fenómeno que atenta contra la convivencia pacífica, democrática, el ejercicio libre de nuestros derechos y sobre todo de nuestra libertad y paz". Al mismo tiempo ha celebrado que se haya visto en Barcelona no solo al rey de España, Felipe VI, sino a todas las fuerzas políticas unidas, "aunque solo sea para que quede claro que no hay ni una sola rendija por la que se pueda colar ni un solo argumento de los terroristas". 

Un presidente regional que ya poco después del atentado de Las Ramblas condenaba "rotundamente" a través de sus redes sociales el "ruin, mezquino y miserable" atentado terrorista. 

"Nuestro corazón con Barcelona y las víctimas", escribía el presidente del Ejecutivo en su cuenta de Twitter, desde la que trasladaba su solidaridad a las familias de las víctimas y heridos en este ataque "que nos toca a todos", señalaba. 

García-Page se mostraba "sobrecogido" por el atropello masivo y trasladaba, en nombre del Gobierno regional, su apoyo al Ejecutivo central, así como a los cuerpos y fuerzas de Seguridad del Estado. 

Seguidamente, y tras lo sucedido en Cambrils, García-Page volvió a insistir en su apoyo a las fuerzas de seguridad, que "jugándose la vida ha evitado otra nueva masacre". Asimismo, destacaba la necesaria "determinación" frente al terrorismo, y ha colocado en sus redes sociales un crespón negro. 

Condena y condolencias que también han ido manifestando a través de las redes sociales otros miembros del Gobierno de Castilla-La Mancha, como el vicepresidente primero, José Luis Martínez Guijarro, quien trasladaba el apoyo y la solidaridad a las víctimas y a las fuerzas de Seguridad.  

Un mensaje que ha tuiteado tras participar en la concentración convocada por el Ayuntamiento de Toledo, cuando ha brindado "el cariño y apoyo a las víctimas, a sus familias y a sus amigos" y ha destacado que "lo más importante es estar con las víctimas, familia y amigos porque son momentos especialmente duros para ellos". 

Martínez Guijarro ha destacado también el "ejemplo de civismo" que dieron en la ciudad de Barcelona miles y miles de ciudadanos de muchas nacionalidades, que tuvieron un "comportamiento ejemplar" siguiendo las instrucciones de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y de los servicios de emergencia. 

También se pronunciaba al respecto en Twitter el vicepresidente segundo y líder regional de Podemos, José García Molina, quien escribía "consternación y preocupación por lo que está ocurriendo en Barcelona. Solidaridad y respeto para con las víctimas". 

Mensajes en las redes sociales como el del consejero de Agricultura y Medio Ambiente, Francisco Martínez Arroyo, quien enviaba "un abrazo a Barcelona", o la consejera de Empleo, Economía y Empresas, Patricia Franco, quien ha calificado el atentado como "un día triste". 

Como también lo ha hecho la consejera de Plan de Garantías Ciudadanas, Inmaculada Herranz, quien tras condenar el atentado de Barcelona y enviar un abrazo a las víctimas y a sus familiares, reclama "contra el odio, fraternidad". 

Y el consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, quien tras conocerse las primeras noticias sobre el atentado en las Ramblas se mostraba "muy preocupado por lo que está pasando en Barcelona" y manifestaba su "solidaridad con las víctimas" y condenaba lo ocurrido. 

Reacciones que llegaban con toda la agenda política suspendida, tanto por parte de los partidos como de las instituciones, incluida la celebración de la Comisión de Asuntos Generales en las Cortes ‑que se ha aplazado hasta el día 23‑, donde también se guardaba un minuto de silencio en recuerdo de las víctimas. Un acto también de condena al atentado de Barcelona, que se ha aprovechado para decir "no a la barbarie". 

Un minuto de silencio al que se han sumado varios diputados, entre ellos los vicepresidentes primero y segundo de la Mesa, María Díaz y Vicente Tirado, así como representantes de los tres grupos parlamentarios. 

Tras el mismo, y en nombre del Partido Popular, su secretario regional, Vicente Tirado, mostraba la "más absoluta condena y rechazo" de todo el PP regional al atentado y trasladaba toda la solidaridad de la formación política a las víctimas del mismo, a sus familiares y amigos, y a todos los ciudadanos que han vivido este terrible acto en la Ciudad Condal. 

Tirado ha manifestado la confianza del PP de Castilla-La Mancha en que actos terroristas como éste no van a lograr sus objetivos ni van a cambiar a una sociedad orgullosa de sus principios, sus valores y su Estado de Derecho. 

En nombre del PSOE de Castilla-La Mancha y del Grupo Socialista en las Cortes, tomaba la palabra la diputada Ana Isabel Abengózar, quien ha condenado los atentados ocurridos en Cataluña y trasladado sus condolencias a las familias y amigos de las víctimas, así como el apoyo a todas las instituciones "en estos momentos tan duros". 

Abengózar ha apelado a la unidad de todas las fuerzas políticas ante estos atentados sin sentido. “Este tipo de actos no pueden romper la democracia, la libertad y el clima de convivencia y de interculturalidad ni tampoco fomentar el racismo o la xenofobia”. 

Por su parte, en las redes sociales también se ha pronunciado la senadora de Podemos por Castilla-La Mancha, Virginia Felipe, quien indicaba que sus pensamientos están "con familiares y amigos de las víctimas en las Ramblas", y envía su "cariño a los heridos y agradecimiento a los servicios de emergencia". 

Por su parte, el delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, José Julián Gregorio, ha instado a la unidad de todas las instituciones, partidos políticos y demócratas de España para derrotar "este nuevo terrorismo que está haciendo tanto daño a todo Occidente".

Gregorio guardó un minuto de silencio a las puertas de la Delegación del Gobierno, en la céntrica plaza de Zocodover de Toledo, junto a varios miembros de la Guardia Civil, Policía Nacional y funcionarios de la Delegación, como muestra de repulsa a los atentados de este jueves.

"Queremos apelar a la unidad de todos los demócratas de España, todos los demócratas que hemos luchado durante tantos años en contra de un terrorismo al que conseguimos vencer porque hemos estado unidos", ha subrayado el delegado del Gobierno.

PROVINCIAS Y MUNICIPIOS

Muestras de apoyo y solidaridad que también llegaban desde la Federación de Municipios y Provincias, cuyo presidente nacional, Abel Caballero, y su presidenta regional, Mayte Fernández, en nombre de las entidades locales castellano-manchegas, condenaban los atentados de Barcelona y Cambrils, mostrando su solidaridad con los familiares de las víctimas y con los catalanes. 

Asimismo calificaban el atentado como "un acto de extrema crueldad", que pone de manifiesto "la sinrazón y la ausencia de cualquier valor humano de quienes los cometen o los inspiran". Fernández ha enviado su solidaridad a las alcaldesas de Barcelona y de Cambrils, así como a sus ayuntamientos, brindándoles su apoyo y solidaridad. 

Como la que también se ha mostrado desde la Diputación de Toledo, cuyo presidente, Álvaro Gutiérrez, ha lamentado la pérdida de vidas humanas a consecuencia de "la brutalidad de quienes utilizan el terror para atentar contra la pacífica convivencia y cometen actos ajenos al derecho y a la razón". 

En un comunicado, ha reconocido también el esfuerzo de las autoridades catalanas, de la Ciudad Condal y de las fuerzas de Seguridad del Estado y de la Comunidad Autónoma para hacer frente a este trágico suceso. 

"Cariño y apoyo a toda la ciudad de Barcelona en estos momentos de profunda tristeza y dolor" que también se enviaban a través de las redes sociales desde la Diputación de Ciudad Real, presidida por José Manuel Caballero, que se sumaba a la concentración convocada a mediodía por el Ayuntamiento de Ciudad Real. 

Muestras de solidaridad que también manifestaban en las redes la Diputación de Guadalajara, desde la que escribían "nuestro apoyo a las víctimas y familiares del atentado de Barcelona. Todos estamos con Barcelona". 

BARCELONA "OBRERA, ABIERTA Y LIBRE" 

También han sido condenados los brutales atentados desde organizaciones de diversa índole. Entre ellas los sindicatos Unión General de Trabajadores y Comisiones Obreras de Castilla-La Mancha, desde los que se ha expresado su solidaridad y afecto con los familiares y amigos de las víctimas. 

En un comunicado conjunto, destacan el carácter "obrero, abierto y libre" de la ciudad de Barcelona, así como su "ejemplo de lucha por la inclusión y la democracia" a lo largo de la historia. Ciudad en la que conviven numerosas culturas y en la que "ningún acto de odio y violencia" podrá doblegar el deseo de todos sus habitantes de seguir haciéndolo de manera "pacífica, libre y democrática". 

Asimismo felicitan y agradecen a todos los trabajadores y trabajadoras de los cuerpos y fuerzas de seguridad, los servicios sociosanitarios y transporte, entre otros, su atención a las víctimas "con profesionalidad y cuidado".