Domingo, 26 de Marzo de 2017 Actualizado: 00:36 h.

APROBADO EL ANTEPROYECTO

El nuevo sistema de transporte público de Castilla‑La Mancha estará listo a finales de año

Una de las novedades es la integración del transporte escolar y de viajeros, evitando que dos autobuses hagan el mismo recorrido medio vacíos y recuperando las rutas de alumnos que suprimió Cospedal.

La consejera Elena de la Cruz en una foto de archivo | José Ramón Márquez
La consejera Elena de la Cruz en una foto de archivo | José Ramón Márquez

TOLEDO.- Resolver los problemas de transporte del medio rural, optimizando recursos en un sistema ampliamente deficitario y adaptando el servicio a las necesidades de los ciudadanos son los objetivos del nuevo sistema de transporte que va a implantar en la región el Ejecutivo de García-Page, y que se estima podría estar funcionando antes de que finalice el año. 

Para ello el Consejo de Gobierno ha aprobado en su reunión de esta semana el anteproyecto del Servicio Integrado de Transporte Público de Viajeros, en cuyo diseño se ha partido de "una nueva manera de entender el transporte".

Así lo ha asegurado la consejera de Fomento, Elena de la Cruz, durante la rueda de prensa que ha ofrecido en Toledo junto al portavoz del Ejecutivo, Nacho Hernando, en la que ha detallado que este nuevo modelo comenzará a desarrollarse en una primera fase en tres zonas de la región, como son las sierras de Alcaraz y del Segura en Albacete; la Serranía Norte y la Alcarria conquense, y el sur de la provincia de Ciudad Real. Además se cambiará el modelo experimental que se ha venido desarrollando en Molina de Aragón, permitiendo con este "impulso" una importante mejora de la situación. 

Para diseñar este nuevo modelo se ha partido dibujando un mapa de las distintas zonas en las que se han ido ubicando "todos y cada uno de los servicios del ámbito rural", desde colegios a centros de salud, pasando por centros de la administración, señalando asimismo los distintos centros neurálgicos en torno a los cuales se ha diseñado cada ruta. Un punto de partida "muy diferente", reconocía la consejera, teniendo en cuenta las necesidades de los ciudadanos. 

En este diseño se trata de que todos los vecinos puedan acceder a los servicios, contando para ello con unas frecuencias "lógicas" y adaptadas a las necesidades. Para ello se establecerán lanzaderas entre los principales núcleos de las provincias. 

De forma paulatina, y a medida que se vayan produciendo las renovaciones de las concesiones, se irá implementando este nuevo sistema de transporte, precisaba De la Cruz. Recordaba la consejera los recortes de líneas y frecuencias, así como la supresión de descuentos llevados a cabo por el anterior Gobierno de María Dolores de Cospedal. Ahora se trata de "optimizar los recursos de todos", ofreciendo a los ciudadanos un transporte de calidad y adaptado a sus necesidades. 

Para ello, el Gobierno regional mantendrá reuniones con todos los alcaldes y representantes de los municipios en los que se va a implantar este nuevo sistema, con el objetivo de recabar su opinión y sugerencias que, en la medida de lo posible, se incorporarán al anteproyecto. 

El documento, que ahora se someterá durante un mes a información pública, incorporará después las aportaciones que se realicen al mismo, dando así forma la proyecto final, punto a partir del cual se iniciará la licitación de las diferentes líneas. También recordaba De la Cruz que se parte de una situación "compleja", en la que se integran diferentes sistemas de transporte. 

Así, por ejemplo, en esta primera fase se pondrá en marcha en una superficie de 15.570 kilómetros cuadrados, beneficiando a 67.000 habitantes. Una ratio de cuatro habitantes por kilómetro cuadrado, en una zona ampliamente despoblada, pero que abarca 132 líneas de transporte interurbano. 

En Albacete serán 24 municipios y 209 núcleos de población del entorno de las sierras de Alcaraz y Segura los que integren el nuevo mapa concesional. Abarca un área de 3.600 kilómetros cuadrados con 22.200 habitantes cuyas rutas gravitarán alrededor de Elche de la Sierra, Yeste y Alcaraz. En la actualidad, en esta zona conviven 5 concesiones autonómicas, 4 estatales y 30 rutas escolares. El cronograma de actuación comprende desde 2017 a 2026, con un coste previsto total de unos 5,7 millones de euros. 
  
En el sur de Ciudad Real comprende un área de 3.063 kilómetros cuadrados donde habitan 19.400 personas en 12 municipios y 29 núcleos poblacionales, además de Puertollano y Valdepeñas, que serán los municipios desde los que irradien ambas áreas funcionales. En esta zona conviven actualmente 7 concesiones autonómicas, una ruta especial por débil tráfico, 3 de competencia estatal y 26 rutas escolares. La redefinición del servicio comprendería también el período 2017-2026 y el coste previsto será de alrededor de 5 millones de euros. 

El mapa para cubrir la Serranía Norte y la comarca de La Alcarria de Cuenca comprende un área de 4.900 kilómetros cuadrados con 15.600 habitantes y 72 municipios y 128 núcleos poblacionales, incluyendo los tres municipios de referencia, que son Cuenca capital, Priego y Huete. La zona incluye la localidad de El Recuenco, que pertenece a la provincia de Guadalajara. Actualmente conviven en esta zona 3 concesiones autonómicas, 5 más especiales por débil tráfico, una estatal y 24 rutas escolares. El coste previsto para el período 2017-2026 es de unos 6,1 millones de euros. En Molina de Aragón ya se está trabajando en un área de 3.900 kilómetros cuadrados con 9.500 habitantes. 

TRANSPORTE ESCOLAR COMPARTIDO 

Para ello, una de las medidas será evitar duplicidades e integrar diferentes sistemas, como el escolar y el transporte de viajeros. Se establecerán así rutas accesibles a diferentes servicios, con horarios razonables, evitando que por ejemplo dos autobuses hagan el mismo recorrido medio vacíos y recuperando el transporte suprimido por el anterior Ejecutivo para los alumnos de enseñanzas medias. 

Se extenderá así a las otras tres zonas el sistema que, de forma experimental, se implantó en Molina de Aragón, y que también en la Comunidad de Madrid está dando buenos resultados. Una medida que ha permitido incluso que algún municipio que no tenía transporte, sí pueda contar con este servicio. 

En este sentido, la consejera explicaba que en la licitación de las rutas se contempla que en el autobús vaya una persona que acompañe a esos alumnos, que compartirán el viaje hasta las localidades en las que se encuentren sus centros educativos con el resto de viajeros.  

La titular de Fomento manifestaba su confianza en este "exitoso" sistema, que contribuirá a resolver los problemas del deficitario transporte en el medio rural.