Lunes, 20 de Noviembre de 2017 Actualizado: 09:11 h.

ENÉSIMA SALIDA DE TONO

El delegado de Rajoy vuelve a insultar a Page llamándole "mentalmente inestable"

Las polémicas declaraciones de José Julián Gregorio se producen tras ser preguntado por acuerdo entre el presidente de Castilla-La Mancha y Podemos. El PSOE pide la comparecencia urgente del ministro Zoido en el Congreso para dar explicaciones.

José Julián Gregorio, delegado del Gobierno en Castilla‑La Mancha | EFE/Archivo
José Julián Gregorio, delegado del Gobierno en Castilla‑La Mancha | EFE/Archivo

TOLEDO.- El delegado del Gobierno de Mariano Rajoy en Castilla-La Mancha, José Julián Gregorio, dice no entender el pacto del presidente regional con Podemos, y por ello considera que Emiliano García-Page es "un inestable mentalmente" o que "no tiene ningún objetivo para el bienestar de nuestra comunidad". 

Una nueva salida de tono del representante del Ejecutivo central del Partido Popular contra Page que se producía este viernes tras la reunión que mantenía Gregorio en Albacete con Manuel Serrano, el nuevo alcalde de la ciudad tras la renuncia del también ‘popular’ Javier Cuenca hace unas semanas. 

Fue al finalizar este encuentro cuando, a preguntas de los periodistas sobre el acuerdo alcanzado con la formación morada para la aprobación de los presupuestos regionales y el ofrecimiento de García-Page a dicho partido para entrar en su Gobierno, Gregorio señaló que el presidente regional "ha preferido poner su cabeza en una bandeja para que Pedro Sánchez pueda llevarse bien otra vez con Podemos". En este sentido, continuaba señalando que "una persona que dijo que apoyaba a Susana Díaz y ahora hace esto, o es inestable mentalmente o esa persona no tiene ningún objetivo para el bienestar de nuestra comunidad"

Pero esta no es la primera vez en la que Gregorio se refiere en términos ofensivos al presidente de Castilla-La Mancha, lo que ha llevado a la Junta de Comunidades a elevar varias quejas al Gobierno de Rajoy por la actitud y el comportamiento de su representante en la región. "Enemigo público número uno", "capo de la mafia" o "pequeño Artur Mas" son algunos de los términos con los que el delegado del Gobierno de Rajoy en Castilla-La Mancha se ha referido a Page en los últimos años, llegando incluso a sugerir que el líder autonómico de los socialistas "se podía haber metido la lengua" por alguna zona corporal, un repertorio al que ahora suma esta nueva ocurrencia sobre la "inestabilidad mental". 

COMPARECENCIA DE ZOIDO

Unas manifestaciones a las que no se hacía esperar la respuesta del PSOE, que va a pedir la comparecencia urgente del ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, por las "indecentes" declaraciones del delegado del Gobierno contra García-Page. 

Así lo anunciaba el diputado socialista por la provincia de Toledo, José Miguel Camacho, quien lamentaba el "enésimo" insulto del delegado del Gobierno central en la región, a la sazón presidente provincial del PP. Asimismo aseguraba que desde el Grupo Socialista no se va a consentir que Gregorio "continúe haciendo su actividad política insultando al jefe del Ejecutivo autonómico". 

Unas "lamentables acusaciones" al presidente regional que "no sabemos si las hace como delegado del Gobierno o como presidente provincial del PP", apuntaba Camacho, por lo que exigía que "alguien debe aclarar cuál es su función, la de delegado del Gobierno o la del PP"

Para el diputado nacional el comportamiento de José Julián Gregorio vuelve a ser, una vez más, "indecente", y "van muchas las que no está a la altura del cargo y lo utiliza con fines partidistas". "Ha demostrado no poder defender los intereses de todos los castellano-manchegos porque siempre antepone los intereses partidistas", sentenciaba. 

Las últimas descalificaciones de Gregorio se unen, como señalaba también el diputado socialista, "a una larga lista de insultos como frívolo, irresponsable, caradura... y largo etcétera". Ejemplos para Camacho "de que no está capacitado para el cargo porque no sabe discriminar entre las dos funciones que ostenta" concluía. 

GREGORIO NO RECTIFICA

"Yo no he insultado, simplemente he hecho unas aseveraciones y eso no es partidismo ni exceso verbal". Así ha evitado rectificar José Julián Gregorio sus polémicas declaraciones sobre Emiliano García-Page tras ser cuestionado hoy por los medios de comunicación.

El dirigente conservador ha precisado que "esa inestabilidad mental" a la que aludió "es política, evidentemente, en el sentido de que una persona queda totalmente en entredicho cuando dice y hace una cosa, apoya a alguien y, de pronto, apoya a otra persona".

"Soy el delegado del Gobierno de todos los castellano‑manchegos y voy a ser la voz ante las injusticias, ante aquellos que han prometido y engañado a los ciudadanos de la región. Yo voy a ser el altavoz de aquellos que se sienten perjudicados por ello", ha dicho Gregorio.

El dirigente conservador ha precisado que "esa inestabilidad mental" a la que aludió "es política, evidentemente, en el sentido de que una persona queda totalmente en entredicho cuando dice y hace una cosa, apoya a alguien y, de pronto, apoya a otra persona".

"Soy el delegado del Gobierno de todos los castellano‑manchegos y voy a ser la voz ante las injusticias, ante aquellos que han prometido y engañado a los ciudadanos de la región. Yo voy a ser el altavoz de aquellos que se sienten perjudicados por ello", ha dicho Gregorio.