Miércoles, 18 de Octubre de 2017 Actualizado: 00:27 h.

A PESAR DE LAS FIRMAS RECOGIDAS

Las bases de Podemos no podrán votar por separado los Presupuestos y el pacto de Gobierno con Page

La formación morada acelera su consulta y desde este viernes hasta el próximo lunes ofrece a sus inscritos la posibilidad de pronunciarse sobre una única pregunta que incluye la aprobación de las cuentas y la entrada en el Ejecutivo de Castilla‑La Mancha.

José García Molina, líder regional de Podemos, durante la rueda de prensa de hoy
José García Molina, líder regional de Podemos, durante la rueda de prensa de hoy

TOLEDO.- La formación morada castellano‑manchega consultará desde mañana y hasta el próximo lunes a sus bases sobre los Presupuestos pactados con el PSOE y la entrada en el Gobierno de Emiliano García-Page. Un acuerdo "integral", tal y como ha precisado hoy el líder regional de Podemos, José García Molina, que se traducirá en una única pregunta que el diario Público ha desvelado: "¿Crees que Podemos-CLM debería votar sí a los Presupuestos si con un acuerdo de gobierno se garantiza la puesta en marcha y el control de políticas propias como la Renta Garantizada o el Plan de Garantías Ciudadanas?".

En rueda de prensa, García Molina ha explicado que la realización de esta consulta fue acordada ayer por Consejo Ciudadano Regional, reunido de forma extraordinaria para debatir sobre "el ofrecimiento de acuerdo" que se desprendió de la reunión con García-Page. Una propuesta, que según algunos medios se habría acordado previamente fuera del ámbito regional, en torno a la cual se generó "un debate enriquecedor y largo", según ha precisado el secretario regional, y que sirvió para poner encima de la mesa "los riesgos y las oportunidades de la eventual entrada en el Gobierno", así como también sobre los presupuestos en sí mismos, "las mejoras que traería ese acuerdo y el reconocimiento a medidas que hace unos meses parecía imposible". 

Un debate en el que, según la versión ofrecida por García Molina, hubo quien puso más énfasis en los riesgos y quien lo hizo en las oportunidades, lo cual "da cuenta de la pluralidad y la capacidad de análisis" que se da en Podemos, en general, y en la formación a nivel regional, en particular. Tras el debate se sometía a votación la consulta a las bases "acerca de la integralidad" del acuerdo, siendo el resultado de la votación, en la que participaron 35 personas según ha incidido Molina, 26 votos a favor y 9 abstenciones ‑cifra esta última que coincide con el número de representantes que la candidatura de ‘Avanzar Juntxs’, encabezada por el diputado David Llorente, obtuvo en la reciente Asamblea Ciudadana‑. 

Se da así un paso más en este proceso, de modo que tras ratificar los órganos del partido ‑Consejo de Coordinación y Consejo Ciudadano Regional‑ se lanza la consulta a los inscritos que serán quienes tengan "la última palabra". 

Se ha descartado así por completo la petición firmada por más de 300 personas para que fuesen dos preguntas diferenciadas las que se sometiesen a votación. Una propuesta defendida por el portavoz de Podemos en las Cortes regionales, David Llorente, así como varios consejeros del partido morado que también la han firmado, y que solicitaba que se diferenciase entre el apoyo a los presupuestos y la entrada en el Gobierno junto al PSOE de Page. Planteamiento al que García Molina ni se ha referido durante la rueda de prensa que ha ofrecido en las Cortes para informar sobre el resultado de la reunión del Consejo Ciudadano Regional de la formación celebrado este miércoles en Alcázar de San Juan. 

Así, están llamados a participar en esta consulta los alrededor de 15.000 inscritos con los que cuenta la formación morada en Castilla-La Mancha. Una cifra que el secretario regional no ha sabido precisar en rueda de prensa, aunque ha apuntado que será "una cifra muy parecida a la de hace unos meses", en la convocatoria de Asamblea Ciudadana y proceso de primarias. Ha recordado García Molina que de esos 15.000 inscritos son unos 10.000 los que entonces estaban activos, aunque no hay que olvidar que fueron poco más de 3.000 los que se pronunciaron el pasado mes de mayo. 

La consulta se desarrollará "con bastante celeridad", y será mañana mismo, viernes 21 de julio, desde las 10 de la mañana, cuando los inscritos castellano‑manchegos de Podemos puedan comenzar a votar a favor o en contra de ratificar ese acuerdo "integral" con el Gobierno de Page, prolongándose la consulta hasta el lunes, 24 de julio, a las 10 de la noche. Un plazo "suficiente" para que "los inscritos puedan manifestar su intención, su voto y opinión al respecto", ha defendido García Molina, de modo que el martes por la mañana, si todo va según lo previsto, "tendremos los resultados". 

El líder de la formación morada ha invitado "a toda la gente de Podemos" a expresar "su sentir" sobre el acuerdo de presupuestos y de Gobierno. 

Y aunque habrá que esperar a los resultados, García Molina ha avanzado que "si finalmente los inscritos dan luz verde a este acuerdo, y no hay nada que lo impida", la idea es "clara". Considera legítimas las dudas que suscita entre muchas personas la propuesta, pero dice tener claro que "aunque nos incorporemos al Gobierno, va a ser un Gobierno de diferentes". 

En este sentido, García Molina ha subrayado que ambos partidos son "distintos", con ideas distintas aunque haya elementos que se puedan "compartir y negociar". Ha precisado así que algunas cuestiones que no se va a renunciar a cuestiones que van "en nuestro ADN y en nuestro espíritu", como por ejemplo el "no aceptar ninguna de las prebendas ni privilegios" de los que disfrutan los miembros del Gobierno "como el coche oficial" y asegura que mantendrán las limitaciones salariales que contempla su formación. 

Asimismo, y para quienes consideran que esta entrada en el Gobierno les haría parecerse "demasiado" a los partidos tradicionales, Molina ha lanzado un mensaje de "tranquilidad", asegurando que "somos Podemos y vamos a seguir siéndolo". Las cosas se harán "como se han hecho siempre, independientemente de la responsabilidad de Gobierno" que se plantea como "garantía de que las políticas nuestras se van a llevar a cabo"

Este hincapié en las garantías "no es una cuestión baladí", ha subrayado el secretario regional de Podemos, para quien esta entrada en el Ejecutivo representa "la única forma" de que las políticas de Podemos "aterricen en la realidad" y que se gestionen desde la propia formación. 

Preguntado sobre si el resultado de la consulta fuese contrario, García Molina ha preferido no hacer "política ficción" y esperar a que esa situación se plantee. Será, ha insistido, "lo que digan los inscritos e inscritas". "Si el resultado es no, habrá que analizar cómo deshacemos el entuerto" y buscar otra alternativa. 

Y como no le gusta hacer política ficción, tampoco ha querido pronunciarse respecto a los nombres de quiénes ocuparían los cargos ofrecidos por el PSOE: una Vicepresidencia y una Consejería. "No es tanto cuestión de nombres", ha asegurado, sino de que sean "personas capaces y competentes para llevar a cabo". Personas que sean "grandes conocedoras de las políticas de Podemos" y que "tengan un cierto reconocimiento" para llevarlas a cabo, ha precisado García Molina. 

Por hecho se da que será él quien ocupe la vicepresidencia ofertada por Page en caso de recibir el respaldo de las bases. Un cargo que le obligaría a renunciar a su cargo de vicepresidente primero en las Cortes. Preguntado al respecto, el secretario regional de la formación morada se ha limitado a señalar que "los reglamentos de Podemos y de las Cortes son claros", por lo que habrá que seguirlos. "Si no podemos ostentar dos cargos", no se hará, puesto que "es muy complicado estar en el Legislativo y en el Ejecutivo a la vez", ha sentenciado. 

En cuanto a la posibilidad de que la entrada de Podemos en el Gobierno se pudiera producir antes de la votación de los presupuestos, García Molina no se ha pronunciado claramente al respecto, puesto que "hasta que la consulta no se haya realizado" prefiere no aventurar hipótesis de las cuales "lo mismo luego nos tenemos que desdecir".