Lunes, 23 de Octubre de 2017 Actualizado: 11:58 h.

REACCIONES AL 'NO'

UGT y CCOO marcan distancias con Podemos tras rechazar los presupuestos de Page

"Populistas" o "demagogos" son algunos de los calificativos dirigidos contra la formación morada castellano‑manchega. A las críticas también se han sumado el sindicato de funcionarios CSIF.

José García Molina y David Llorente, diputados regionales de Podemos | Archivo
José García Molina y David Llorente, diputados regionales de Podemos | Archivo

TOLEDO.- Los sindicatos de Castilla-La Mancha se distancian de Podemos después de que sus dos diputados regionales tumbaran ayer, en el último momento, sin previo aviso y junto al Partido Popular, los presupuestos que habían acordado con el Gobierno de Emiliano García‑Page para 2017. CCOO y UGT, los colectivos sindicatos que hasta ahora se habían mostrado más cercanos a la formación morada, así como el CSIF, han emitido duros comunicados denunciando las consecuencias de la decisión.

Concretamente, tras conocer que las cuentas regionales no habían salido adelante, UGT de Castilla-La Mancha ha denunciado que Podemos, al votar en contra el proyecto de ley de presupuestos de la Junta para 2017, ha demostrado "incoherencia, populismo, demagogia y, lo peor, falta de lealtad y compromiso a sus propios planteamientos".

El sindicato ha criticado el voto negativo de la formación morada al presupuesto de la Junta, ya que "contra todo pronóstico, Podemos se une una vez más al PP y tira por tierra" las cuentas regionales, lo que para el sindicato supone que "Podemos se autoenmienda y revienta Castilla‑La Mancha".

"Podemos desde Castilla-La Mancha manda un aviso a navegantes sobre su consistencia como socio en proyectos de Gobierno", denuncia el sindicato. UGT ha recordado que ya dijo, cuando se presentó el proyecto de ley, que no se sentía "cerca" del mismo y ha añadido que también manifestó que Castilla-La Mancha "como otras de este país, tiene un problema de base en el capítulo de ingresos, relacionado tanto con la fiscalidad de la propia comunidad autónoma como por los criterios emanados de la propia Unión Europea y el Gobierno de España"

"Lo que es inadmisible y, por ser más claros, un auténtico sin dios es que alguien que no ha presentado enmiendas destinadas a mejorar los ingresos fiscales de la comunidad autónoma y haya olvidado el empleo y el desempleo, principal preocupación de los castellano‑manchegos en las enmiendas presentadas por su grupo, hoy rechace el proyecto de presupuestos sin explicación creíble alguna", ha criticado UGT.

"Para este viaje no había hecho alforjas, hubiera apoyado la enmienda a la totalidad del PP y nos hubiéramos evitado este circo", ha espetado el sindicato, que ha exigido "sensatez" para que la región cuente con unas "cuentas públicas adecuadas para afrontar el presente ejercicio legislativo y que además de apuntalar la recuperación en materia social y económica".

Asimismo, ha advertido que, de no aprobarse los presupuestos de 2017, "Castilla-La Mancha puede sufrir un frenazo en crecimiento social y económico", que "alejaría" a la región de la senda de la recuperación.

RETOMAR LAS CONVERSACIONES

Por su parte, Comisiones Obreras de Castilla-La Mancha ha expresado hoy su "extrema preocupación" por el rechazo de las cuentas regionales para 2017 y ha instado a Podemos "a retomar de inmediato las conversaciones" con el PSOE para "para reconstruir el acuerdo con el que abrieron la legislatura".

Así lo ha afirmado CCOO, que ha lamentado la "ausencia de presupuestos con los que encarar la recuperación económica y del empleo, y proseguir y acelerar la reversión de los gravísimos recortes en la sanidad, la educación y los demás servicios públicos que arrastramos desde la pasada legislatura".

Asimismo, CCOO ha argumentado que este rechazo impedirá impulsar la inversión pública en infraestructuras imprescindibles y atender "las necesidades improrrogables de decenas de miles de personas que carecen de empleo, de prestaciones y de ingresos de cualquier tipo y necesitan del presupuesto público para salir adelante".

Según CCOO, "estamos en un año clave de la legislatura y el Presupuesto es vital para consolidar el cambio de ciclo económico y de prioridades políticas en la asignación de los recursos públicos".

A juicio de Comisiones Obreras, "ni la región ni la inmensa mayoría de sus ciudadanos pueden permitirse transitar todo un año sin unos presupuestos que impulsen la recuperación económica y la creación de empleo y que garanticen un poco de dignidad y de justicia a quienes más han sufrido la crisis y más sufren los destrozos causados por las políticas del PP".

"MUY GRAVE NOTICIA"

A las críticas también se ha sumado el sindicato de funcionarios CSIF, que ha calificado de "muy grave noticia" el rechazo a los presupuestos regionales para 2017 "por las consecuencias que puede traer en todos los ámbitos de la sociedad castellano‑manchega.

En su comunicado, CSIF ha indicado que "con la prórroga de los presupuestos de 2016 se contemplaría una reducción de casi 500 millones de euros, cifra a la que habría que sumar los 155 millones de euros menos que contemplan la Ley de Presupuestos Generales del Estado".

Además, ha resaltado que "corren peligro las políticas activas de consolidación de empleo en los sectores público y privado, así como la reducción de la tasa de interinidad en la Función Pública".

De la misma forma, en lo relativo a las condiciones laborales de los empleados públicos de la región, "no se implementará la subida salarial del 1,5 % que venía a recuperar parte de la reducción del 3 por ciento llevada a cabo por el anterior Gobierno regional".