Viernes, 22 de Septiembre de 2017 Actualizado: 08:21 h.

MEMORIA HISTÓRICA

La misa franquista de La Roda se repite

Esta polémica celebración católica tendrá lugar en la parroquia de dicho pueblo albaceteño. Una cita en honor a "los caídos por Dios y por España", en cuyo cartel aparecen símbolos de la dictadura prohibidos desde hace una década.

Fachada de la iglesia de La Roda y cartel de la misa | periodicoclm.es
Fachada de la iglesia de La Roda y cartel de la misa | periodicoclm.es

ALBACETE.- El yugo y las flechas, así como la cruz de Borgoña, símbolos empleados por la dictadura de Francisco Francoescoltan la cruz cristiana con la que se anuncia la misa que este jueves, 24 de agosto, tendrá lugar en la Iglesia Parroquial de “El Salvador”, en la localidad albaceteña de La Roda. Emblemas de exaltación franquista prohibidos por la Ley de Memoria Histórica desde hace una década, y que sin embargo siguen siendo empleados para ilustrar el cartel de una ceremonia en recuerdo de "los caídos por Dios y por España"

A las ocho de la tarde tendrá lugar la cita católica, que año tras año se repite a pesar de los llamamientos al cumplimiento de la legislación y la polémica suscitada en torno a este homenaje. 

Hechos que se producen en una localidad en la que también se mantienen, entre otros, un colegio dedicado a José Antonio Primo de Rivera, fundador de la Falange, y diversas calles con nombres de generales franquistas, sin que desde el Ayuntamiento, presidido por el ‘popular’ Vicente Aroca, que además es senador, se hayan tomado medidas al respecto ni se tenga intención de hacerlo.  

Una posición con la que se quebranta lo contemplado en el artículo 15 de la Ley de Memoria Histórica, según el cual "las Administraciones públicas, en el ejercicio de sus competencias, tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la dictadura". 

Cuestiones sobre las que ha llamado la atención en sus redes sociales el rodense director general de Juventud y Deportes del Gobierno de Castilla-La Mancha, Juan Ramón Amores, quien califica esta situación de "vergüenza". 

Y aunque desde la parroquia se ha intentado suavizar la polémica y asegurar que la misa prevista es en recuerdo de "todos los que han muerto en razón de su fe", y que durante la misma no se menciona nombre alguno, lo cierto es que en su convocatoria se mantiene la simbología que apela solo a uno de los bandos de la Guerra Civil, el franquista. Aseguran que no se han recibido quejas por parte de ningún vecino del pueblo al respecto, y por ello se mantiene en el tiempo. 

Como también sigue manteniendo esta villa albaceteña la Medalla de Oro concedida por su Ayuntamiento al dictador Francisco Franco. Un "reconocimiento y gratitud" del pueblo por el trabajo y los servicios prestados a la comunidad, con la que fue distinguido en el año 1962. Entonces, a propuesta del presidente, la Corporación aprobaba "por aclamación" conceder por primera vez esta Medalla de Oro, aunque no fue hasta ocho años después, cuando se ratificó el acuerdo plenario. 

Una situación en la que se encuentran también otras localidades castellano-manchegas, como Mora (Toledo) o Almadén (Ciudad Real), en cuyos plenos municipales no se ha conseguido la mayoría suficiente para retirar estos honores. Otras administraciones, como la Diputación de Toledo, sí llevaban a cabo la retirada de la distinción concedida en su día a Franco. 

FUSILAMIENTOS EN LA RODA

En cuanto a las víctimas del franquismo en este pueblo albaceteño, según las investigaciones llevadas a cabo por la historiadora Carmen María Parreño en los registros del Juzgado Civil y archivos del Ayuntamiento de La Roda, un total de 53 hombres y una mujer fueron asesinados durante la dictadura en el cementerio municipal.

Los cuerpos de las víctimas, cuyo listado se puede consultar en el periódico local ‘Crónica La Roda’, fueron arrojados en, al menos, una fosa común que permaneció oculta durante más de quince años, aunque se cree que puede existir otra fosa sin identificar dentro del camposanto.

En pleno siglo XXI estas víctimas siguen sin ser identificadas y sin recibir un entierro digno. Cabe destacar que los últimos fusilamientos en La Roda se produjeron el 27 de noviembre de 1939, a partir de esta fecha todas las sentencias de muerte de la dictadura franquista fueron ejecutadas en Albacete.