Miércoles, 22 de Noviembre de 2017 Actualizado: 13:36 h.

MALTRATO ANIMAL

El caso extremo de Ares, un perro rescatado de la cuneta cuando agonizaba tras ser arrollado

'Dejando Huella' busca padrinos para este mestizo que hace unos días fue atropellado y abandonado en una carretera albaceteña. Su recuperación será larga y el tratamiento costoso, por lo que piden ayuda para costear las facturas del veterinario.

ALBACETE.- La Asociación en Defensa de los Animales 'Dejando Huella' pide ayuda para poder hacer frente a la recuperación de Ares, un perro mestizo, de unos tres años, que hace unos días era atropellado y dejado a su suerte en la cuneta de una carretera albaceteña. Quien no miró hacia otro lado fue otro conductor, que sin pensarlo dos veces cargó con el animal, que se encontraba agonizando, y lo llevó al veterinario, dando aviso además al colectivo. 

El veterinario confirmaba los graves daños sufridos por el animal, que presenta una fractura expuesta y abierta en la articulación de su pata trasera izquierda, a la altura del tarso y metatarso. De inmediato, explican desde la asociación, decidieron acudir con Ares a la clínica Nexo Menescal de Novelda, donde un especialista podría valorar el estado del animal. 

Nuevo diagnóstico al que se sumaba la falta de parte del hueso afectado por la fractura, el cual probablemente "quedó perdido en algún lugar en las inmediaciones del atropello", apuntan desde Dejando Huella, lo cual se complicaba con la leishmaniosis que también sufre el animal. 

A pesar de lo complejo del diagnóstico, desde la asociación se han propuesto sacar adelante a Ares, que ya ha sido intervenido una primera vez para intentar reducir la fractura en la medida de lo posible. Asimismo, se le ha inmovilizado la pata con fijaciones externas, teniendo que esperar ahora entre cuatro y seis semanas para que sane de sus heridas y pueda estar listo para una segunda intervención en la que se le implantarán unas prótesis

De momento, explican desde Dejando Huella Albacete, la primera factura ha ascendido a 870 euros ‑cantidad que ya ha sido abonada gracias a las aportaciones‑, y el monto total para la recuperación de Ares se estima que alcanzará varios miles de euros. Unas cifras que para una asociación con apenas tres años de vida, sin ayudas públicas para este tipo de casos, supone un auténtico reto en el plano económico.  

Por ello han puesto en marcha una campaña en redes sociales para tratar de conseguir fondos y poder costear así los gastos derivados del caso de Ares. Un animal que pasa así a engrosar una "luctuosa" lista de casos de maltrato, abandono e indiferencia que "alcanza niveles alarmantes". 

Y es que, recuerdan en su comunicado, este animal fue atropellado, pero el causante de este hecho "no tuvo a bien detenerse para ver el estado del animal", que recibió un fuerte golpe por parte de alguien que conducía a una velocidad "considerable", según las apreciaciones de los veterinarios. Un conductor que, sin duda, tuvo que notar el fuerte impacto. 

Para quienes quieran ayudar a costear los gastos veterinarios de Ares y seguir su evolución, pueden hacerlo a través de la web de ‘Dejando Huella’, donde se encuentra la cuenta bancaria de la asociación en la que se pueden hacer aportaciones con el concepto 'ARES', o a través de PayPal, poniéndose en contacto mediante el correo electrónico del colectivo animalista (info@albacetedejandohuella.org).